Silueta sonsoles original

Contando historias

Sonsoles Pindado
El blog en Tribuna Ávila de Sonsoles Pindado

Mala compañía

Tus días eran largos se hacían eternos ya que el día se prolongaba juntándose con la noche. Desde primeras horas ya tenías acompañante, al principio lo disfrutabas pero después se fue  haciendo  rutinario, cotidiano. Ya no sabía a nada.

 

Fue entonces cuando de tanto hacerlo se convirtió en una  costumbre insalubre. Tus manos  acariciaban su cuello una y otra vez los actos eran repetidos ,constantes casi automáticos , acercamiento  a tu boca, tu lengua se impregnaba del sabor dulce al comienzo que iría  con virtiéndose en amargo pasados los años. También tu tez cambió del blanco al sonrosado de tus mejillas para pasar al rojo intenso. Nunca pensaste en el mal que te hacías y hacías a los que estaban a tu alrededor. Tus fantasías se convirtieron en fobias, el silencio en gritos  desajusta tados en paranoias fundamentadas en actos irreverentes. Te fuiste quedando sólo. Y una noche todo se acabó. Ahí se quedó el líquido derramado de lo que había sido una mala compañía.

Comentarios

Deja tu comentario

Si lo deseas puedes dejar un comentario: