Sus Majestades de Oriente desembarcan en Valladolid en una Cabalgata mágica