Youtube+Televisión: Nuestros hijos suman cinco horas de 'enganche' ante la pantalla

Niño y pantalla de televisión

Los niños pasan ya más tiempo en Internet que viendo la televisión por primera vez en la historia, según un reciente estudio.

Más alarmante aún es que la combinación de TV tradicional e Internet ha multiplicado por más de dos el tiempo (5,1 horas de media) que los niños pasan diariamente delante de una pantalla en un periodo de 15 años. Aunque el análisis proviene de Reino Unido, resulta un más que interesante indicador de cómo está evolucionando el consumo de entretenimiento e información por parte de la sociedad.

 

Según un estudio elaborado por la compañía de investigación Childwise (con 2.000 participantes), los niños entre cinco y 15 años de Reino Unido pasan ya tres horas al día usando Internet, en comparación con las 2,1 horas diarias que pasan delante de la televisión.

 

Aunque el estudio no es demasiado preciso con respecto a su uso, sí que destaca que YouTube es el servicio más utilizado y que casi la totalidad de los niños lo utiliza al menos una vez durante sus sesiones. En ese sentido, destaca que se ha convertido en "el escenario central de la vida de los niños".

 

¿Y qué es lo que más ven los niños en YouTube? Principalmente, vídeos musicales (un 58 por ciento), seguidos por "contenidos divertidos" (un 50 por ciento) y vídeos relacionados con videojuegos, vlogs, programas de televisión y vídeos de "cómo hacer cosas" (un tercio de los participantes en todos los casos).

 

No obstante, más que sustituir a la televisión, lo que está ocurriendo es que Internet está añadiendo tiempo delante de la pantalla a los niños de forma espectacular. El tiempo delante de la llamada "caja tonta" no ha cambiado demasiado desde el año 2.000, cuando los niños pasaban 2,3 horas al día (frente a las 2,1 actuales), cuando apenas había penetración de Internet.

 

Sin embargo, en tan solo un año, el consumo de Internet ha crecido nada menos que un 50 por ciento, de dos horas al día a las tres actuales.

 

Es decir, en cuestión de 15 años, los niños han pasado de pasar 2,3 horas al díadelante de la televisión a 5,1 horas delante de una pantalla, combinando Internet y la televisión tradicional.