Villalar, un buen altavoz para las reivindicaciones de muchos colectivos

Metales Extruidos, Puertas Norma, el sector minero de Villablino, Parados en Movimiento y vecinos de Las Arribes del Duero contra el cierre de las urgencias nocturnas y Alstom piden en la Campa ayuda a la Junta de Castilla y León para superar el crítico momento que viven.

Villalar además de un día de fiesta es un buen espacio para las reivindicaciones. Así también lo entendía el propio presidente de la Junta de Castilla y León, Juan Vicente Herrera, quien reconoció que como “la situación no es buena” los ciudadanos tienen “todo el derecho” a reivindicar y mostrar su malestar. El máximo representante del ejecutivo regional además preguntó retóricamente que “si había habido algún año sin reivindicaciones en Vilallar”.

 

Algunas voces se alzaron en contra de la comitiva popular que visitó la exposición instalada en la casa de cultura y varios fueron los colectivos que eligieron la campa y las calles del municipio como altavoz para hacerse escuchar.

 

Los trabajadores de la vallisoletana Metales Extruidos se han mostrado esperanzados con el interés mostrado por una compañía mexicana pero han pedido ayuda a la Junta de cara al reflote de la empresa por parte de nuevos inversores. Han recordado que son 325 los trabajadores de Valladolid afectados así como otros de distintas ciudades.

 

Los empleados de Puertas Norma advierten de que el fin de la actividad definitiva de la compañía conllevaría la "caída" de la comarca de Pinares soriana así como de toda la provincia. Han elegido Villalar para avisar de la “situación tan crítica” de la empresa. Y han pedido que la Junta les eche una mano. “En caso contrario, la comarca soriana de Pinares caerá y sería la ruina para media provincia de Soria”, han asegurado.

 

Cerca de medio centenar de vecinos de Las Arribes del Duero (Salamanca) han reclamado este martes en Villalar la reapertura de las urgencias nocturnas tras su cierre, el pasado mes de octubre. Han considerado que Villalar es "el sitio ideal" para llevar a cabo su reivindicación y para pedir a los políticos la reapertura de las urgencias.

 

En una espontánea manifestación, que se ha formado tras la pancarta en la que Izquierda Unida recordaba los seis millones de parados en España, los trabajadores de la planta de Alstom en Coreses (Zamora) también han reclamado a las administraciones públicas que apoyen la continuidad de una empresa que busca la deslocalización pese a arrojar beneficios. El presidente del Comité de Empresa, Agustín Bonis, quien acompañado de más de una veintena de compañeros se ha trasladado a Villalar a fin de "pedir ayuda" a las administraciones públicas y que "medien" con la empresa para mantener la actividad.

 

El sector minero también estuvo presente en el Día de la Comunidad para denunciar que en que en Villablino (León) se producirán "en breve" 69 desahucios fruto de la situación por la que atraviesa el sector. Así lo ha trasladado el secretario comarcal de UGT, Antonio Fernández, quien ha explicado que el sector se encuentra, en la actualidad, en una situación de "cierre" que afecta a la comarca entera de Laciana. Incluso le entregaron al presidente de la Junta un casco de minero para que “no olvide”.

 

Estos fueron los colectivos que tuvieron presencia en el Villalar más reivindicativo. Aunque también se hicieron oír otras agrupaciones como Parados en movimiento y otros pequeños grupos que no aparcaron la fiesta, pero tampoco sus demandas.