Valverde gana la Flecha Valona por cuarta ocasión y hace historia

El ciclista español Alejandro Valverde (Movistar Team) entró este miércoles en la historia de su deporte después de conquistar por cuarta ocasión la Flecha Valona, segunda 'clásica' del 'Tríptico de las Ardenas', y su temible Muro de Huy.

Nadie había logrado domar la ascensión final en tantas ocasiones como el de Las Lumbreras, que encadenó un 'hat-trick' de triunfos, este último diez años después de estrenarse, y mantener además el dominio de España en esta prueba desde 2012.

De este modo, el murciano igualó al belga Marcel Kint, ganador desde 1943 a 1945, y deshizo su empate con este y otros corredores que tenían tres victorias en Huy como el mítico Eddy Merckx, o los italianos Moreno Argentin y Davide Rebellin. Y lo hizo con la misma receta que en sus anteriores triunfos, esperando su momento, una vez más demoledor para el resto de rivales.

El veterano ciclista de 35 años hizo bueno el gran trabajo de todo el Movistar Team, que manejó a la perfección el día para luego esperar que su jefe de filas, que llegaba en buena forma tras su victoria en la Vuelta a Castilla y León, sentenciase en una subida donde hay que saber medir bien las fuerzas.

El equipo español se encargó de finiquitar una escapada en la que ya iba Rubén Fernández a falta de menos de 20 kilómetros para el final y luego metió a Ion Izagirre cuando se movieron Bob Jungels (Etixx-Quick Step) y Georg Preidler (Giant-Alpecin). El vasco incluso se atrevió con un acelerón para irse con Jungels, mientras que por detrás surgía el primer rival peligroso, el belga Tim Wellens (Lotto), que probó fortuna demasiado pronto.

Con todo, a falta de dos kilómetros, todos se reagruparon y fue el momento de Giovanni Visconti para dejar bien colocado a Valverde. El murciano no se limitó a quedar agazapado sino que acometió la dura subida, con rampas del 20 por ciento, en la cabeza de los elegidos para pelear por la victoria.

Las hostilidades las abrió su compatriota Joaquim Rodríguez (Katusha). 'Purito', ganador de la Flecha Valona en 2012, no tuvo demasiado fuelle y Valverde no se descolocó y siguió esperando su momento. El siguiente en probar fue otro serio aspirante como Dan Martin (Etixx-Quick-Step) y ahí el de Las Lumbreras sí respondió.

El murciano superó con facilidad al irlandés y aún tuvo fuerzas para una arrancada mayor que impidió que le alcanzasen y levantase los brazos por delante, como el año pasado, del francés Julien Alaphilippe (Ettix-Quick Step) y de Martin.

"Estaba más nervioso que nunca porque tenía las sensaciones mejores que nunca y sabía que podía ganar. Iba controlando y luego he esperado a mi distancia para arrancar a tope. Son cuatro victorias y otros podios, estas son carreras que me van muy bien", aseguró el español, feliz y emocionado tras su triunfo.