UPyD presenta en Ávila una campaña para ‘desenchufar’ a los corruptos de la vida política

Entrega de octavillas de la campaña "desenchufa al corrupto" de UPyD

Isabel Romero, candidata a procuradora a Cortes por Ávila, insiste en que “el momento de la ética es ahora, ya no vale lo de antes”. Por su parte, el candidato a la presidencia de la Junta, Rafael Delgado, alerta de la otra forma de corrupción “de los nuevos y viejos partidos” que prometen cosas que no van a cumplir.

Unión Progreso y Democracia presentó en la tarde de ayer en la capital abulense su campaña ‘Desenchufa al corrupto’  para reivindicar su labor por la regeneración democrática y su rechazo a la impunidad de los cargos públicos que utilizan su posición para su beneficio personal.


La formación magenta explicó que, pese a las inclemencias del tiempo, saldrán a la calle en la capital abulense y en otros municipios de la provincia para que los ciudadanos conozcan la labor que este partido ha realizado en sus siete años de existencia contra la corrupción en todas sus formas: desde el político que abusa de su posición hasta la institución que mira hacia otro lado, como ha sucedido con las cajas de ahorro.


En este sentido, el candidato a la presidencia de la Junta, Rafael Delgado, también alertó de otras formas de corrupción que practican “los nuevos y no tan nuevos partidos”, que prometen cosas “que suenan bien, pero que saben que no pueden cumplir”.


Asimismo, Delgado relacionó la corrupción política con la dificultad para que los ciudadanos salgan de la crisis económica, porque “mientras no perciban que las instituciones son limpias, transparentes o que pueden confiar en sus representantes, va a ser muy complicado traducir una mejora macroeconómica al día a día de los españoles”.

 

Por su parte, la candidata a procuradora a Cortes por Ávila, Isabel Romero, enumeró los casos de corrupción que UPyD ha llevado a los tribunales como el caso de las cajas de ahorro (Caja Burgos, Caja Segovia o Bankia) hasta los supuestos casos que afectan a políticos abulenses: Agustín González y Ángel Acebes. Romero ha afirmado que en política “la ética es imprescindible” y ha insistido en que “el momento es ahora, ya no vale lo de antes”.


Del mismo modo, el candidato a la alcaldía de Ávila, Javier Cerrajero, destacó que “desenchufar al corrupto también es desenchufar el clientelismo en las instituciones” y ha recordado que cuando su partido considera que pueden existir indicios de delito, actúa judicialmente. De hecho, “UPyD denunció la Sexta Modificación del PGOU declarada nula por el TSJCyL o la ampliación del edificio de la Diputación Provincial de Ávila, cuyo coste de partida triplicaba al coste real”, concluyó.