UPyD condiciona su apoyo a las Ordenanzas Fiscales a la aprobación de la unificación de las tasas de basuras

Los concejales del grupo magenta avanzan la presentación de una proposición para instar al Gobierno a desarrollar el Reglamento de Viviendas Vacías que permita gravar las viviendas desocupadas

El Grupo Municipal de Unión, Progreso y Democracia (UPyD) en el Ayuntamiento de Ávila condicionará su apoyo al proyecto de Ordenanzas Fiscales 2014 que se debatirá en el pleno municipal de septiembre a la aprobación de su propuesta de incorporar la tasa por el tratamiento y eliminación de residuos, cobrada por el Consorcio Zona Norte, a la tasa de recogida de basuras que actualmente cobra el Ayuntamiento.


UPyD  ha presentado una veintena de enmiendas al proyecto de Ordenanzas Fiscales 2014 con los objetivos, según detalló el portavoz del grupo, Manuel Vicente, “de conseguir una mejor redistribución de la carga tributaria, garantizar la eficiencia y eficacia de los servicios municipales que debe prestar el Ayuntamiento y ayudar a las pymes que sostienen el tejido económico de la ciudad y a los colectivos más vulnerables”.
Fue el concejal Álvaro Aparicio el encargado de detallar estas 20 enmiendas, entre las que destacó la propuesta de UPyD de unificar en un solo recibo la tasa municipal de recogida de basuras y la de tratamiento y eliminación de residuos, “condición sine qua non para apoyar el proyecto de Ordenanzas del PP”.


El edil señaló que “es de sentido común hacer una mejor redistribución de la cara tributaria” en este caso, y propuso que la tarifa de basuras se pague por tramos en función de los metros cuadrados de las viviendas y locales, de modo que “se plantearía una bajada sustancial para hostelería y comercio y también para particulares”. Además, ha argumentado, “el cobro de dos recibos por basuras es un desconcierto para el contribuyente”. También se plantean descuentos del 5% por el pago único del recibo.
Proposición sobre el IBI

 


En la rueda de prensa, Aparicio avanzó que UPyD planteará una proposición en el pleno de septiembre para que el Ayuntamiento de Ávila inste al Gobierno de la nación a desarrollar el reglamento estatal de viviendas vacías. En la actualidad, explicó el concejal, no es posible gravar las viviendas vacías con un incremento del IBI o un impuesto especial porque no se define legalmente qué es una vivienda desocupada, de modo que la única salida es pedir al Gobierno central, competente en la materia, que desarrolle el reglamento que permitiría “recaudar hasta 700.000 euros e incorporar más vivienda de alquiler al mercado, bajando su precio”.

 

Aparicio recordó que las Ordenanzas Fiscales de 2014 pretenden recaudar en torno a 31 millones de euros y señaló que “lo más importante es saber si el trabajo se está haciendo de acuerdo al Plan Municipal de Ajuste, que recomendaba el incremento de ingresos y la reducción de gastos”.

 


Otras enmiendas hacen referencia a la necesidad de mejorar el sistema de clasificación de calles para ajustar la tasa de aprovechamiento del dominio público, la modificación del precio de los vados de garaje para cobrar por metros cuadrados de aparcamiento y no por metros lineales o la reducción general  del 28% en la tasa por ocupación de mesas y sillas.
También se plantea, en la tasa de agua, que se grave más la depuración y menos el suministro –para hacer frente al gasto de la nueva depuradora-, el incremento de las tasas y precios de los servicios deportivos que son “un agujero” para las arcas municipales y la aplicación de descuentos en los bonos de entradas, el redondeo en todas las tasas y precios públicos –incluyendo los del cementerio y matrimonios, bajando en éste último caso los precios a los abulenses- y la posibilidad de alquilar el Estadio Adolfo Suárez.
A ello se suma la propuesta de no aumentar el precio del billete de autobús “para fomentar el uso del transporte público”, aclaró el edil de UPyD, y la bajada del precio del bono joven y una menor subida en el bono para jubilados. Otras enmiendas van encaminadas a la ampliación de la exención del pago de la tasa de la guardería ‘Piedra Machucana’ o el incremento de precios en la Escuela Municipal de Música para acercarlos a su coste real.


 “Esperamos que el PP nos acepte las enmiendas, porque son de puro sentido común”, ha concluido Álvaro Aparicio.