Una pelea multitudinaria entre internos en la cárcel de Dueñas deja cuatro funcionarios heridos

El sindicato de prisiones ACAIP atribuye lo ocurrido a la concentración de presos en el módulo 11 tras una avería que afectó a otros dos departamentos.

El sindicato de prisiones ACAIP ha desvelado hoy la multitudinaria reyerta entre internos registrada este miércoles en el módulo 11 del Centro Penitenciario de Dueñas, con el balance de cuatro funcionarios lesionados, uno de los cuales precisó de asistencia en Urgencias, y seis presos en aislamiento.

 

El "grave incidente" tuvo su origen el martes sobre las 12.30 horas en un fallo del sistema informático, producto de unas reparaciones de tipo eléctrico, que impedían abrir y cerrar las celdas de los módulos 3 y 4, que cuentan con 79 y 64 internos, respectivamente, muy conflictivos.

 

Sobre las 17 horas se decidió por fin el traslado de los 143 internos a otros departamentos, con la particularidad de que el director optó por que la mayoría de los internos muy conflictivos del módulo 4, en concreto 46, fueran trasladados al 11, considerado también como muy conflictivo, con lo que en este departamento se llegaron a juntar más de 100 reclusos, pese a las advertencias de los trabajadores del servicio de vigilancia que consideraban que esta concentración conllevaría sin ninguna duda algún incidente grave.

 

Fue a la mañana siguiente cuando se registró una pelea multitudinaria que acabó con seis internos en el módulo de aislamiento, a uno de los cuales hubo que aplicarle el medio coercitivo de sujeción mecánica durante varias horas debido a su estado de agitación, mientras que cuatro funcionarios que sofocaron la reyerta sufrieron lesiones producto de golpes y contusiones diversas en principio leves, aunque uno de ellos se vio obligado a abandonar el servicio para acudir a Urgencias.        

 

Gracias a ello, tal y como destaca ACAIP a través de un comunicado, el incidente no fue a mayores, "aunque se vivieron momentos de gran tensión debido al alto número de internos muy conflictivos que estaban en el módulo en ese momento por la incomprensible decisión de la Dirección del Centro".

 

EL DIRECTOR SE LIMITA A CUMPLIR SU TURNO

Sin embargo, el sindicato denuncia públicamente que tanto el martes como el miércoles, con la avería de las puertas de los módulos aún sin solucionar, el director del centro cumplió con su turno de mañana y a las 15 horas abandonó las instalaciones penitenciarias.

 

Su comportamiento ha sido censurado por los trabajadores y el sindicato, pues consideran que se tenía que haber hecho cargo personalmente de la grave situación creada y no haber delegado sus funciones en los Mandos de Incidencias (subdirectores y administrador del Centro).

 

"Por fortuna y por la especial dedicación de los trabajadores, no por el buen hacer de la Dirección, no sucedieron más incidentes y la avería se resolvió pasadas las 18.00 horas, volviendo a trasladar a los 137 internos restantes a sus módulos de origen, 3 y 4", subraya ACAIP, que resume lo ocurrido en "dos días de gran tensión resueltos nuevamente por una gran plantilla de profesionales, cada día con menos número de trabajadores y más desmotivada por las decisiones del actual director".