Un Sistema de Información Geográfica radiografiará la ciudad de Ávila

El Ayuntamiento de Ávila ha anunciado que saca a licitación la realización de un Sistema de Información Geográfica de la ciudad de Ávila que podría estar a disposición de los ciudadanos en menos de medio año. Los GIS son sistemas informáticos que permiten  capturar, almacenar, manipular, analizar y desplegar en todas sus formas la información geográficamente referenciada con el fin de resolver problemas complejos de planificación y gestión geográfica

La ciudad de Ávila pronto dará un nuevo paso hacia la condición de Smart City con la realización de un Sistema de Información Geográfica, GIS, lo que podría resumirse como la integración organizada de componentes informáticos y datos geográficos diseñada para capturar, almacenar, manipular, analizar y desplegar en todas sus formas la información geográficamente referenciada.

 

Según ha señalado el portavoz del Gobierno Municipal, José Francisco Hernández Herrero, el proyecto consiste en dotar al Ayuntamiento de Ávila de un sistema de gestión territorial corporativo que le permita realizar una adecuada organización de los medios personales y materiales y garantizar un correcto conocimiento y gestión del territorio municipal.

 

Durante el proceso se llevará a cabo la recopilación de gran cantidad de información para ser utilizada a distintos niveles, tanto a nivel técnico, como a nivel de usuario y del ciudadano. En este sentido, Hernández Herrero ha apuntado que "también es un proyecto de empleo porque va a ocupar a un número importante de personas". Para el portavoz, el GIS "mejorará la gestión, el rendimiento y la transparencia y sobre todo nos permitirá transformar los datos en información para la toma de decisiones".

 

Los objetivos del GIS serán ser una herramienta transversal de gestión, servir de apoyo a la toma de decisiones y constituir un análisis territorial de información. Además permitirá la integración de procesos internos, facilitará la gestión de los ciclos de información, posibilitará la detección de anomalías y facilitará apoyo en la implementación y seguimiento en los planes de acción.

 

La información que se gestionará manejará datos de elementos urbanos como las redes de suministro, alcantarillado, pozos y sumideros, puntos de luz, iluminación y suministro eléctrico, recogida de residuos urbanos, aceras y otros elementos de la vía pública como bolardos, vados peatonales, señalización, plazas de aparcamiento, bancos, alcorques, cabinas, marquesinas e incluso yacimientos arqueológicos.

 

Por su parte el teniente de alcalde de Servicios a la Ciudad, Alberto Plaza, ha subrayado que "es una herramienta buena para los ciudadanos" y ha destacado el cambio que supondrá en la gestión municipal, ya que "se informará desde el conocimiento real de la situación".

 

Ambos han apuntado la importancia de la coordinación entre las distintas áreas municipales para la realización del proyecto.

 

El contrato se licita por una cuantía de 150.000 euros y esperan tenerlo adjudicado en el plazo de un mes. Según ha señalado el portavoz del Gobierno Municipal, "esperamos tenerlo a disposición de los ciudadanos en cinco o seis meses".

 

El proyecto está financiado en el marco de las ciudades inteligentes y en concreto en el convenio de Ciudades Digitales que está en las últimas fases de su ejecución. El Ayuntamiento a través de este convenio aporta un 30% del importe, mientras que la Junta de Castilla y León y la Unión Europea, a través de los Fondos FEDER, financian el 70% restante.