Un estudio revela que la UPSA presenta "un alto nivel de opacidad" en su página web

El estudio destaca que las universidades públicas presentan una mayor transparencia pero no destaca a la de Salamanca como una de las que más ha mejorado.

Las universidades públicas españolas presentan, un año más, una "notable mejoría" en sus prácticas de transparencia, frente a la excesiva opacidad que siguen mostrando en sus portales las universidades privadas, según recoge el informe 'Examen de Transparencia. Informe de transparencia en las webs de las universidades españolas 2013' de la Fundación Compromiso y Transparencia.

  

El estudio, que analiza la transparencia en la web de 50 universidades públicas y de 25 privadas, desprende una "importante mejoría" en el ámbito público con un total de siete universidades --la de Cantabria, la Pablo Olavide, la Rey Juan Carlos, la de Alcalá de Henares, la Carlos III, la Universidad de Jaén y la de Santiago de Compostela-- que alcanzan el máximo nivel de transparencia.

  

Así, las universidades han mejorado su transparencia tanto en el área de la formulación de la misión y la publicación del plan estratégico, en la información ofrecida correspondiente a los rankings y los alumnos fuera de la comunidad y en la calidad de la información económica, muchos centros acompañan en sus portales junto con el presupuesto, los estados financieros, la memorias de las cuentas generales y el informe de auditoría.

  

No obstante, en el ámbito público también hay facultades que deben mejorar sus niveles de transparencia. Así, en el grupo de las translúcidas figuran un total de 25 centros como la Universidad Pompeu Fabra, la de Zaragoza, la de Burgos, la de Málaga, la Universidad de La Laguna, la Autónoma de Madrid, la de Valencia, la de Barcelona y la Universidad de Sevilla, entre otras. Por otro lado, la Fundación Compromiso y Transparencia ha adjudicado el nivel de opacidad a 18 universidades entre las que figuran la Autónoma de Barcelona, la de Alicante, la Politécnica de Cataluña, la Politécnica de Valencia, la Complutense de Madrid.

  

En el caso de las privadas, el informe revela que ninguna de las 25 analizadas cumple con los requisitos de transparencia, aunque destacan dos centros --la Universidad de San Jorge y la Universidad Internacional de la Rioja-- que han experimentado un "ligero" progreso respecto al año anterior. Así, las facultades que presentan un alto nivel de opacidad en sus páginas web son la Universidad Oberta de Catalunya, la de Deusto, la Pontificia de Comillas, la de Navarra, la Universidad Nebrija, la de Vic, la Cardenal Herrera-CEU, la Universidad Internacional de Cataluña, Instituto Empresa, San Pablo-CEU, Ramón LLull, Abat Oliva-CEU, la Católica de San Antonio, la de Mondragón, la Católica de Valencia, la Europea Miguel de Cervantes, la Universidad a Distancia de Madrid, la Francisco de Vitoria, Alfonso X El Sabio, la Europea de Madrid, Pontificia de Salamanca, la Universidad Católica de Ávila y la Camilo José Cela.

 

UNIVERSIDADES EMPLEABLES

   

Una de las novedades que presenta el documento este año es el indicador de empleabilidad tanto en las universidades públicas como en las privadas. A través de este punto, el estudio valora el nivel de información que facilita cada facultad sobre el porcentaje de inserción laboral de sus graduados y la mejora de la empleabilidad de los que ya se encuentren trabajando.

  

En este sentido, el informe subraya que el indicador de empleabilidad va a convertirse en los próximos años en "uno de los mayores factores de atractividad de las universidades".

  

En total son 14 las universidades públicas que ofrecen resultados globales o desglosados por titulación referidos a la inserción profesional de sus graduados, entre las que figuran la de Extremadura, la Autónoma de Madrid, la de Murcia, la del País Vasco, la de Valencia y la Politécnica de Valencia. Además, el documento indica que algunas de estos centros disponen de un Observatorio de Empleo que elabora, con carácter anual, informes sobre el mercado de trabajo y la inserción laboral de sus estudiantes.

  

En el caso de las privadas, 9 de las 25 cumplen con el indicador de empleabilidad. Entre ellas, la de San Jorge, la Miguel de Cervantes y la Católica de Valencia cuentan con informes más detallados realizados por sus servicios u Observatorios de Empleo.

  

La información económica que ofrecen las universidades en sus páginas web es uno de los puntos de mayor interés en estos años de crisis. En este sentido, las públicas han aumentado la información ofrecida en el ámbito económico, respecto al ejercicio de 2012, con un ligero incremento del 60 por ciento al 62 por ciento. Mientras, el informe recoge que en el caso de las privadas la información económica es inexistente.

  

En lo referido al claustro, las universidades privadas superan a las públicas en cuanto a la información ofrecida en sus portales sobre el perfil académico de sus profesores.

  

Por último, la Fundación Compromiso y Transparencia recomienda a las universidades públicas y privadas mejorar la transparencia en lo referido a la rendición de cuentas y a todo lo relacionado con la información económica. También, plantea que las páginas incorporen una sección especial sobre transparencia en un ligar visible; que defina explícitamente la misión de sus universidades; mayor información sobre el perfil académico e investigador del claustro de profesores; y proporcionar datos actualizados, comprensibles y fiables sobre el origen y el destino de los fondos.