UGT hace una lectura "pesimista" de los datos de desempleo en Ávila en su V Comité Provincial

UGT Ávila

La Unión General de Trabajadores ha celebrado su V Comité Provincial donde han aprobado por unanimidad su oposición a la liberalización de horarios, el abuso de los contratos temporales y a tiempo parcial, recuperar el Estado de Bienestar y una prestación de ingresos mínimos que pretende presentar al Congreso de los Diputados si consiguen 500.000 firmas. 

UGT ha celebrado su V Comité Provincial donde han tratado varios asuntos que han aprobado por unanimidad. En primer lugar hace una lectura pesimista de los datos de empleo. Además consideran que el programa del V Centenario ha sido estéril para los trabajadores abulenses, con 15.648 de ellos en las listas del Servicio Público de Empleo Estatal (SEPE). UGT de Ávila manifiesta su frontal oposición a la liberalización total de horarios comerciales y se adhiere al mantenimiento de la actual propuesta de apertura en domingos de la Administración Regional.

 

No obstante, la Unión General de Trabajadores ve necesario evitar el abuso a la contratación temporal y a tiempo parcial involuntaria, ya que, junto a la moderación salarial, están conduciendo a la economía y la sociedad hacia un modelo de desarrollo desequilibrado que impide la recuperación de todos los indicadores socioeconómicos; hay que recordar que desde 2009, los hogares han perdido casi un 13% de su renta. La mejora de la calidad en el empleo y de las rentas del trabajo, en este contexto, es fundamental en la rehabilitación a medio y largo plazo de la economía en su conjunto.

 

En cuanto a la contratación, contratos temporales, a tiempo parcial y que duran horas o días son cada vez más frecuentes en nuestro mercado laboral lo que está incrementando tanto la dualidad dentro del mismo como que cada vez haya más trabajadores con sueldos miserables y una inseguridad laboral absoluta. Este sombrío  panorama laboral se ve agravado  por el abuso de trabajadores procedentes de Empresas Temporales de Empleo. Además, se está produciendo un avance de la precariedad en el desempleo, con una tasa de cobertura en caída libre, únicamente el 40% de los parados inscritos en la Provincia tienen prestación, siendo únicamente 2.092 lo que reciben una prestación contributivas (octubre/15). Y las políticas de empleo no están siendo efectivas a la hora de mejorar la empleabilidad de las personas, en especial de las mujeres, los parados de larga duración y de los jóvenes.



Además, con estos Presupuestos la UGT considera imposible recuperar el Estado del Bienestar que lo conforman los Servicios Públicos Esenciales y las políticas públicas de carácter social a niveles previos a la crisis. A este respecto las restricciones normativas impuestas tanto por el Techo de Gasto No Financiero como por la regla de gasto, así como una política fiscal cada vez más regresiva nos conducen a un modelo social más propio de los países anglosajones que del centro y del norte de Europa. Es incompatible acercarse al Estado de Bienestar europeo con este modelo de impuestos anglosajón.

 


Asimismo, la Unión General de Trabajadores de Castilla y León, Comisiones Obreras y CECALE han firmado el pasado 29 de septiembre el III Acuerdo Interprofesional sobre procedimientos de solución autónoma de conflictos laborales y de determinados aspectos de la negociación colectiva en Castilla y León, después de las tres prórrogas de diciembre de 2014, de 30 de marzo y 30 de junio de 2015. La UGT hace un llamamiento al Gobierno de Castilla y León para que, además de facilitar todos los cambios estructurales necesarios, sea decidido a la hora de la dotación presupuestaria para hacerlo viable.

 

Por otro lado, la Iniciativa Legislativa Popular promovida desde las Confederaciones de UGT y CCOO pretende conseguir una prestación de ingresos mínimos para 2 millones de españoles, de los que 85.000 se encuentran en Castilla y León. El objetivo es conseguir un mínimo de 500.000 firmas para poder presentar la ILP ante el Congreso de los Diputados. Se trata de una prestación vinculada a la Seguridad Social dentro del nivel no contributivo, que debe financiarse a través de los Presupuestos Generales del Estado, cuya cuantía sería el 80% del Indicador Público de Renta de Efectos Múltiples (IPREM) lo que supondría una cantidad, para 2015, de 426 euros/mes,  cifra que se complementaría con otras cantidades en función del número de personas que dependan del titular que perciba la prestación. Su duración debe mantenerse mientras persistan las condiciones que dan acceso a la prestación. Esta iniciativa es para la UGT de Ávila una exigencia social, cívica y democrática el proteger a las personas con escasa o sin cobertura social pública.

 

Finalmente, el Comité Provincial ha procedido a la convocatoria del 12º Congreso Ordinario Provincial que tendrá lugar el próximo día 9 de abril de 2016, en Ávila. El XII Congreso, en su condición de órgano supremo de la Organización, desarrollará, entre otras tareas, las líneas generales de la política sindical de UGT para los próximos cuatro años en nuestra provincia.