UCCL Ávila inaugura su nueva sede en Candeleda

La oficina, situada en el centro del municipio, continuará con los servicios prestados a los más de 150 socios del Valle del Tiétar.

Tras 21 años establecidos en Candeleda, y gestionando dos oficinas más (una en Arenas de San Pedro y otra en Sotillo), UCCL-Ávila inauguró su nueva sede sita en la céntrica Calle Ramón y Cajal nº 66 del municipio candeledano.

 

Con una estética vanguardista y completamente reformada, la oficina ofrece un nuevo tipo de imagen completamente diferente a la anterior, ofreciendo un espacio agradable y confortable. Todo ello para proporcionar una mejora en los servicios y la atención ofrecida. La sede cuenta en una de sus paredes con un mural cedido gratuitamente por el artista Jesús Gómez de Tomás, en el que se puede observar la sierra de Gredos con una representación de los productos destacables de la zona: un recipiente de pimentón con la imagen de la Virgen de Chilla (patrona de Candeleda), la planta del tabaco, el higo, una cabra verata y un ejemplar de raza avileña.

 

El acto estuvo presidido por Jesús Manuel González Palacín, coordinador Regional de UCCL; Jesús Muñoz, coordinador Provincial de UCCL-Ávila; y Nazario Morcuende Crespos, miembro y representante de la ejecutivo de UCCL en el Valle del Tiétar.

 

Morcuende remarcó la labor de cooperación que hacen con la mayoría de asociaciones y cooperativas del Valle del Tiétar, destacando la creación de la marca 'Higo de Gredos' y la cooperativa de nueva creación 'Prodetietar'. En esta última, de reciente creación, se ha establecido una almazara (la cual se llevaba reclamando desde hace muchísimo tiempo en Candeleda) que va avanzando y de la que se espera que recoja higos, cerezas y que abarque otros muchos productos.

 

Jesús Muñoz manifestó en su intervención el estar “muy orgulloso de estar en Candeleda, a la cual desde UCCL-Ávila siempre se la ha tenido un cariño muy especial”. El coordinador Provincial quiso tener una especial mención a todos los socios, a los que se refirió como "los que realmente hacen grande esta organización con su trabajo cotidiano y las labores que realizan".

 

Jesús Manuel González Palacín destacó la gran diversidad existente en toda Castilla y León. Una región con un montón de culturas diferentes, explotaciones distintas, "pero con un nexo común: todos tienen los mismos problemas". Problemas como el de los precios, que muchas veces no son capaces de garantizar una rentabilidad y que obligan a recurrir a las ayudas, las cuales “ojalá no fuese necesarias pero lamentablemente cuando el mercado no llega las necesitamos”.

 

El coordinador regional manifestó que seguramente lancen una campaña de reivindicaciones por el problema bovino y caprino, a lo que añadió que "una organización no es nada sin unas personas que se comprometan", y destacó la labor de Jesús Muñoz en UCCL-Ávila, poniéndola de ejemplo, "cuya prioridad son los problemas de la gente aunque ello conlleve dejar de lado su explotación".

 

Cabe resaltar que el gran aumento que UCCL ha percibido en la zona de Candeleda últimamente, sobre todo en socios jóvenes que representan una regeneración, llegando a tener más de 150 socios en todo el Valle del Tiétar, y que ha implicado que sea la oficina provincial que más PAC ha realizado (más de 600), a excepción de la de Ávila por su gran envergadura territorial.