Snowden acepta dar explicaciones a la Eurocámara del escándalo de espionaje

El exanalista de la Agencia de Seguridad Nacional (NSA) estadounidense Edward Snowden ha aceptado dar explicaciones pero ha dejado claro que no podrá ser una comparecencia en persona ni a través de una videconferencia interactiva en directo.

"En la actual situación, un testimonio personal delante de la Comisión, debido a circunstancias imprevistas, es imposible para Snowden, como también lo es una comparecencia vía vídeo. Snowden está disponible para responder a una serie de preguntas presentadas por la Comisión", ha confirmado su abogado Wolfgang Kaleck, en una carta, a la que ha tenido acceso Europa Press, fechada el 6 de febrero en Berlín y remitida a los eurodiputados de la Comisión.

El letrado de Snowden ha explicado que Snowden "está preparado para contribuir a una revelación completa de la situación y testificar ante de la Comisión LIBE" pero ha dejado claro que "no se puede esperar ninguna información nueva de él sino que más bien está dispuesto y podrá hablar como testigo experto sobre las cuestiones que ya han sido publicadas por otras fuentes".

"Hablará de la autenticidad de los documentos (filtrados), así como sobre prácticas institucionales, hasta donde él conoce, y podrá interpretar los documentos disponibles", ha precisado. "La fecha, formato y contenido de un testimonio potencial no sólo dependen naturalmente de las decisiones que tome la Comisión sino también de circunstancias externas", ha agregado.

El grupo de Conservadores y Reformistas es el único que rechaza abiertamente que Snowden dé explicaciones a la Eurocámara, cuya comparecencia ya han advertido varios congresistas estadounidenses que tendrá un impacto negativo para las relaciones entre la UE y Estados Unidos en un momento en el que se intentan recomponer.

FORMATO DE LA COMPARECENCIA

Los eurodiputados populares reclaman que la comparecencia de Snowden sea en formato interactivo, para darles la oportunidad de volver a preguntar y por su parte, los socialistas, liberales, verdes y la Izquierda Europea Unida defienden que dé explicaciones a través de un mensaje grabado para protegerle y no relevar su ubicación en Rusia, donde actualmente reside y a priori tienen suficientes votos para materializar 'la comparecencia' con este formato, según han explicado fuentes europarlamentarias.

Se espera que los coordinadores de los diferentes grupos de la comisión europarlamentaria, responsable de la investigación de la Eurocámara del escándalo de espionaje, se reúnan la semana que viene -posiblemente el miércoles-- para debatir la fecha y el formato y después su decisión se sometería -quizá el jueves 20 de febrero-- al voto de todos los eurodiputados de la Comisión LIBE.

EL INFORME DE INVESTIGACIÓN DE LA EUROCÁMARA

Entre sus principales recomendaciones, en el proyecto de informe los eurodiputados instan a Estados Unidos y a los países de la UE a que "prohíban las actividades generales de vigilancia masivas y el tratamiento en bloque de los datos personales" y que ciertos países de la UE, incluidos Reino Unido, Alemania, Francia, Suecia y Países Bajos revisen si es necesario su legislación nacional y prácticas para garantizar que las actividades de sus servicios de inteligencia cumplen con "sus obligaciones" sobre protección de datos, intimidad y presunción de inocencia.

También instan a Estados Unidos a revisar "sin demora" su legislación para reconocer "el derecho a la intimidad y otros derechos de los ciudadanos europeos" y les "proporcionen recursos judiciales" y les permitan "denuncias individuales".

En el documento, la comisión europarlamentaria insta al Ejecutivo comunitario a "la suspensión inmediata" de su decisión de 2000 que avaló la adecuación de los principios del acuerdo Puerto Seguro para transferir datos a compañías de Estados Unidos porque "no ofrecen la protección adecuada para los ciudadanos de la UE".

Asimismo, piden a los Estados miembro que "suspendan de inmediato el flujo de datos a cualquier organización que haya autocertificado su adhesión a los principios de puerto seguro" de EEUU y que exijan que dichos flujos de datos "sólo se efectúen mediante otros instrumentos, siempre que contengan las garantías y protecciones necesarias con respecto a la protección de la intimidad y los derechos y libertades fundamentales de las personas".

Igualmente, instan a la Comisión Europea a suspender el acuerdo Swift con Estados Unidos para la transferencia de datos bancarios para la lucha contra el terrorismo hasta que se haya concluido un acuerdo de protección de datos marco con EEUU porque no está claro si las agencias de inteligencia estadounidensesinterceptan los mensajes financieros Swift.

Y reclaman la reanudación "inmediata" de las negociaciones con Estados Unidos sobre este acuerdo marco de protección de datos que "debe preveer derechos claros para los ciudadanos europeos y recursos administrativos y judiciales eficaces y aplicables en los Estados miembro, sin discriminación".

Asimismo, advierten en el informe de que "el Parlamento Europeo únicamente dará su consentimiento a la versión final" del acuerdo de comercio e inversión negociado con EEUU "en caso de que dicho acuerdo respete los derechos fundamentales reconocidos por la Carta de la UE".

También piden "un control coherente" de las actividades de inteligencia por los Parlamentos nacionales y más cooperación a nivel de la UE y definir "estándares europeos mínimos" para el control ex ante y ex post de los servicios de inteligencia, así como fijar "límites estrictos de duración" a las actividades de vigilancia a menos que estén "debidamente" justificadas.

La comisión votará esta tarde el proyecto de informe de la investigación y sus recomendaciones tras el escándalo, elaborado por el eurodiputado socialista británico Claude Moraes y que luego se deberá someter al voto del pleno. Al informe se han presentado un total de 521 enmiendas de todos los grupos, aunque los diferentes grupos han podido pactar unas 74 de compromiso.