Sin sanción para los pitos al himno, al menos de momento

Miguel Cardenal y Francisco Martínez

Antiviolencia abre expediente informativo y pide información policial.

La Comisión Estatal contra la Violencia, el Racismo, la Xenofobia y la Intolerancia en el Deporte ha pedido recabar información policial y ha abierto expediente informativo a los promotores de la pitada al himno nacional en la final de la Copa del Rey, al tiempo que ha avisado a la RFEF, al Barcelona y al Athletic de un "posible incumplimiento del deber de asegurar la normal celebración de un espectáculo deportivo", que podría derivar en sanciones.

 

Tras la reunión de "carácter extraordinaria y urgente" celebrada este lunes en la sede del Consejo Superior de Deportes, el presidente de dicho organismo, Miguel Cardenal, y el secretario de Estado para la Seguridad, Francisco Martínez, comparecieron de forma conjunta ante la prensa para informar de los seis acuerdos adoptados.

 

Martínez expresó la "condena más enérgica de todos los incidentes, y muy especialmente de los pitidos, ofensas verbales y gestuales", que sirvieron para la "utilización de un espectáculo deportivo para realizar una ofensa intolerable, de extrema gravedad desde el punto de vista de la violencia en el deporte".

 

Además, anunció que la Comisión ha decidido recabar información policial y abrir expediente informativo a las personas o entidades que hayan promovido o colaborado para realizar la pitada; remitir esta documentación a la Fiscalía General del Estado para evaluar la trascendencia penal de los hechos; y solicitar a los responsables de seguridad de la Generalitat las actas del coordinador de seguridad del encuentro y los criterios para ubicar a las hinchadas del equipo.

 

Posteriormente, Cardenal explicó los acuerdos adoptados para "depurar responsabilidades en el ámbito deportivo", que pasan por requerir documentación a la RFEF, al Athletic y el Barcelona por un posible incumplimiento del deber de asegurar la normal celebración de un espectáculo deportivo. La federación y los dos clubes deberán explicar las "medidas adoptadas" a priori para evitar los hechos.

Noticias relacionadas