"Serán cajas de Castilla y León las que se comprometan con la Comunidad"

Ha asumido la "responsabilidad política" por no haber logrado llevar a buen puerto ese proyecto, en el que "era muy difícil lograr un equilibrio"

El presidente de la Junta, Juan Vicente Herrera, ha pedido "no mirar al pasado" en relación con el proceso de integración de las cajas de ahorro de la Comunidad y ha asegurado que a partir de ahora "serán de Castilla y León" aquellas que, "con independencia de dónde se encuentre su sede, se comprometan con las necesidades" de la región.

  

Herrera ha respondido así a la pregunta formulada en el pleno de las Cortes autonómicas realizada por el portavoz del Grupo Mixto, José María González, acerca de la "alternativa" del Gobierno que preside al "fracasado" proyecto financiero "anunciado el año 2008 de integrar las seis cajas de ahorro de Castilla y León".

  

En su intervención, el líder del Ejecutivo castellanoleonés ha asumido la "responsabilidad política" por no haber logrado llevar a buen puerto ese proyecto, en el que "era muy difícil lograr un equilibrio" entre quienes pedían a la Junta que "no metiera mano en las cajas" y quienes reclamaban lo contrario.

  

En este sentido, Juan Vicente Herrera ha abogado por "trabajar con las entidades resultantes" del actual proceso de reordenación y reorganización de estas entidades que, como ha recordado, "aún no ha terminado".

  

Asimismo, ha explicado que actualmente operan en Castilla y León 26 entidades financieras que "quieren prestar sus servicios" y ha destacado los convenios firmados con algunas de ellas, como las distintas cajas rurales o La Caixa, así como la puesta en marcha de un Consejo Financiero que coordine su participación en algunas sociedades de participación pública como Madrigal.

 

OPORTUNIDAD "HISTÓRICA PERDIDA"

  

Por su parte, José María González ha lamentado la "oportunidad histórica perdida" de crear "una gran banca pública" en la Comunidad y ha pedido que las responsabilidades no sean sólo políticas, sino "también económicas".

  

En este sentido, ha insistido en que "tendría que haberse impuesto el acuerdo" firmado por las distintas fuerzas políticas y los agentes sociales y económicos, al tiempo que ha tildado el sistema financiero castellanoleonés de "fallido", calificativo que ha extendido a la Comunidad.

  

Por último, el procurador de Izquierda Unida (IU) ha criticado que tras poner los impuestos "al servicio de la gran banca a costa de derechos como la educación, la sanidad o el transporte público", ahora se vaya a "regalar los ahorros e intereses de los castellanoleoneses mientras aquí se está sufriendo".