“Sello de Cristal” para la Dirección Provincial de la Tesorería General de la Seguridad Social de Ávila

Este certificado del Nivel de Excelencia supone un reconocimiento al esfuerzo realizado por todas las personas de la Dirección Provincial, por su implicación en la calidad y en la mejora continua de los procesos y servicios al ciudadano y a su vez sirve de estímulo para continuar trabajando en esta línea.

La Dirección Provincial de la Tesorería General de la Seguridad Social de Ávila ha sido galardonada con uno de los “Sellos de Cristal” que el Ministerio de Hacienda y Administraciones Públicas,  a través de la Agencia  Estatal de Evaluación de las Políticas y la Calidad de los  Servicios (AEVAL)  concede  a aquellas Organizaciones Públicas que han destacado por el esfuerzo y los logros obtenidos para la mejora de la calidad.

 

 

Dicha distinción fue entregada a la Directora Provincial Dª Amalia Clara Porras Pombo el pasado día 27 de noviembre en la sede madrileña del Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC) en el transcurso de la IV Conferencia Estatal de Calidad en los Servicios Públicos organizada por la AEVAL.

 

El camino a la excelencia en esta Dirección Provincial, comenzó en el año 2004 con la creación del Comité de Calidad y la realización de una primera autoevaluación siguiendo las pautas del Modelo EFQM de excelencia, el cual nos permite  conocer la posición en que se encuentra una organización y cómo orientar su gestión de acuerdo a los principios de calidad. Dicho modelo tiene un carácter globalizador en el sentido de que afecta a todos los procesos y niveles de su estructura.

 

Posteriormente, en el año 2011 se abordó la necesidad de realizar  una segunda autoevaluación,  la cual finalizó en 2012 y   por  la que la AEVAL concedió  una puntuación situada  en el Nivel 200-299 puntos,  consiguiendo  el correspondiente “Sello de Calidad”.

 

Este certificado del Nivel de Excelencia supone un reconocimiento al esfuerzo realizado por todas las personas de la Dirección Provincial, por su implicación en la calidad y en la mejora continua de los procesos y servicios al ciudadano y a su vez sirve de estímulo para continuar trabajando en esta línea.