Se nos viene encima otra ciclogénesis explosiva con lluvias y nevadas

La Agencia Estatal de Meteorología prevé que se sucedan los distintos frentes atlánticos en el cuadrante noroeste que dejarán vientos con rachas de unos 140 kilómetros por hora y precipitaciones, una situación de 'ciclogénesis explosiva' el miércoles.

Así, el portavoz de la AEMET, Ángel Alcázar, ha explicado que el martes se esperan fuertes vientos de componente sur aparejados a una borrasca que dejará precipitaciones en forma de lluvia y elevará la cota de nieve. En zonas altas podrán alcanzar hasta 140 kilómetros por hora en el cantábrico y subirán las temperaturas.

Además, ha añadido que el miércoles llegará otra borrasca a Galicia, por lo que se ha activado el aviso rojo (riesgo extremo) para las costas de La Coruña y Lugo y naranja (riesgo importante) en Pontevedra y rojo en Cantabria este martes. En todo caso, ha dicho que el viento irá descendiendo en Galicia, aunque seguirán las precipitaciones, que podrán ser puntualmente intensas.

Asimismo, prevé que la cota de nieve, que había caído hasta los 600 metros ascenderá por encima de los 1.000 o 1.200 metros. Sobre el aumento de los termómetros, ha puesto de ejemplo a Madrid, donde hoy la mínima será de 0 grados centígrados y que pasará el miércoles de los 5 grados centígrados de mínima y de 10 de máxima.

Sin embargo, Alcázar ha precisado que este miércoles se formará una ciclogénesis explosiva, que es la formación de una borrasca muy rápidamente y en la que en muy poco tiempo baja la presión. Esta situación afectará principalmente a Galicia y al resto del cuadrante noroeste peninsular y será más débil y menos probable cuanto más al este y al sur de la Península.

"No vemos un cambio de la circulación general en los próximos días. Se forman borrascas sucesivas en la zona de Terranova y no parece que vaya a cambiar la situación que, por otro lado es propia de la época, aunque está siendo muy llamativo el caso de Galicia, donde llevan tantos días de precipitación", ha manifestado.

En cuanto a Canarias, ha dicho que quedará al margen de la circulación atmosférica, al igual que Baleares, sin lluvias ni viento.

Respecto al pasado fin de semana, Alcázar ha dicho que lo más significativo ha sido la mar de fondo que ha afectado a las costas del Cantábrico. "Lo peor fue el momento en que coincidió el pico de mar de fondo con la pleamar", ha apuntado, ya que las precipitaciones en forma de nieve no han dado cantidades muy significativas.