Rodríguez Uribes sostiene que "España y las víctimas están preparadas para que se aplique la ley"

Denuncia deslealtad "incomprensible" del PP durante su cargo en el Gobierno de Zapatero


SAN LORENZO DE EL ESCORIAL (MADRID), 1 (EUROPA PRESS)

El exdirector general de Apoyo a las Víctimas del Terrorismo, José Manuel Rodríguez Uribes, ha afirmado que "España y las víctimas están preparadas para que se aplique la ley" en declaraciones realizadas en los Cursos de Verano que organiza la Universidad Complutense de Madrid (UCM).

Rodríguez Uribes ha valorado así las declaraciones que este lunes hizo el secretario general de Paz y Convivencia del Gobierno Vasco, Jonan Fernández, afirmando que la sociedad vasca está "preparada para la reinserción, no para la amnistía".

También ha considerado las palabras en las que el lehendakari, Iñigo Urkullu, apelaba al 'espíritu Mandela' señalando que él recordaba además, el 'espíritu de Kant'. "La idea es que la violencia no puede servir para fines políticos, que la vida y la dignidad son sagradas", ha recalcado.

En su opinión, el Plan de paz tiene como objetivo "reconstruir la convivencia en Euskadi y el resto de España "una vez superado el fenómeno terrorista", aunque ha aclarado que aún falta que ETA "se disuelva del todo". Así, ha añadido que el tiempo pasa y la banda no vuelve a actuar, "ese es el camino", ha subrayado.

Rodríguez Uribes cree que "nadie está pidiendo una reinserción al margen de la ley". Así, ha explicado que la Constitución "es la que marca estos caminos". "No hay que innovar, no hay que hacer nada al margen de la ley y por tanto se trata de aplicarla", ha dicho.

En este sentido, ha subrayado que el sistema penal se basa en un doble pilar. Por un lado, en que no haya impunidad y por tanto exista "una dimensión de justicia donde existe el castigo" y, por otro lado, en la "dimensión de resocialización del delincuente" una posibilidad que, según ha señalado, tiene que estar "siempre abierta". Se trata de trabajar siempre con "doble perspectiva", ha indicado.

Así, ha señalado que hay que hacer "siempre" una defensa por el Estado de derecho mediante "lealtad entre los gobiernos" y ha denunciado que, durante su etapa como director de víctimas en el anterior ejecutivo socialista presidido por José Luis Rodríguez Zapatero, sufrieron "deslealtad" por parte del PP en la oposición, algo que ha tachado de "incomprensible".

En cambio, sostiene que el Gobierno está continuando la política antiterrorista "en buena medida" que llevaba a cabo el PSOE. Eso sí, ha explicado que "afortunadamente" en un contexto donde ya no hay terrorismo por lo que se debería de hablar de "política penitenciaria" o "política en relación con las víctimas" donde el marco de partida se sitúa en la ley que aprobaron los socialistas en 2011, ha recordado.

NO VALORA LAS CRÍTICAS A MARI MAR BLANCO

Por otro lado, no ha querido entrar a valorar las críticas que han recaído sobre la presidenta de la Fundación de Víctimas del Terrorismo, Mari Mar Blanco, por su discurso de la semana pasada en el Congreso de los Diputados acusándola de no hacer una mención expresa a las víctimas del 11M. "Mi obligación era siempre tratar de integrar", ha advertido. Además, ha opinado que todas las víctimas merecen "mucho respeto" y él no va a favorecer "ningún elemento de discordia o discrepancia".