Rajoy ya prepara su 'cara a cara' con Pedro Sánchez, que quiere que sea "sensato y equilibrado"

Rajoy y José Ramón Bauzá de paseo por Palma de Mallorca en la campaña por el 20D
PALMA DE MALLORCA, 9 (De la enviada especial de Europa Press, Marisa Piqueras) El presidente del Gobierno y candidato del PP a la reelección, Mariano Rajoy, ha confirmado este miércoles que ya está preparando el 'cara a cara' que le enfrentará con el secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, el próximo 14 de diciembre, un debate que, según ha dicho, procurará que sea "sensato", "equilibrado" y centrado en plantear lo que hay que hacer en el futuro.
PALMA DE MALLORCA, 9 (De la enviada especial de Europa Press, Marisa Piqueras)

El presidente del Gobierno y candidato del PP a la reelección, Mariano Rajoy, ha confirmado este miércoles que ya está preparando el 'cara a cara' que le enfrentará con el secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, el próximo 14 de diciembre, un debate que, según ha dicho, procurará que sea "sensato", "equilibrado" y centrado en plantear lo que hay que hacer en el futuro.

Así se ha pronunciado Rajoy en una conversación informal con los periodistas que siguen la caravana electoral del Partido Popular ante las elecciones generales del 20 de diciembre, una cita ante la que se ha mostrado "optimista". De hecho, ha señalado que trabaja para superar el resultado que el CIS atribuye al PP (28,6% y entre 120-128 escaños).

Aunque ha dicho que no tiene 'sparring' para ese debate, ha confesado que este martes por la tarde -tras su mitin en Sevilla-- mantuvo su primera reunión para afrontar ese 'duelo' con Sánchez que organiza la Academia de Televisión y que retransmitirán varias cadenas de TV. Según ha reconocido, tiene que tener "frescas algunas cosas".

UN DEBATE PARA PLANTEAR QUÉ HACER EN EL FUTURO

Al ser preguntado si se reserva algún anuncio para el debate o para los días que restan de campaña, ha revelado que quedan "algunas cosas" por anunciar y no ha descartado que pueda plantear alguna propuesta durante el 'cara a cara'. "Puede ser antes, en, o después", ha apostillado.

El presidente del Gobierno ha asegurado que procurará que sea un debate "sensato", "equilibrado" y planteando lo que hay que hacer en el futuro. Al ser preguntado si vaticina una intervención muy dura de Pedro Sánchez, se ha limitado a decir que el jefe de la oposición deberá decidir qué debate quiere hacer.

A renglón seguido, ha dicho que él va a respetar las reglas del juego y ha defendido una vez más que su único debate en campaña sea con el líder de la oposición, como se ha hecho en el pasado. "Yo he hecho muchos debates y me los tomo en serio", ha concluido.