Por la eliminación de los problemas de convivencia

Desde el partido socialista de Navaluenga consideran que la ordenanza recién aprobada es un parche que no solucionará los problemas. Y exigen más promoción turística de todas las potencialidades de Navaluenga

El Grupo de Concejales Socialistas de Navaluenga quiere expresar su absoluta disconformidad en relación a la recientemente publicada Ordenanza de Convivencia Ciudadana de la localidad que pretendía ser una herramienta para actuar, entre otras cosas,  sobre las molestias que ocasionan las celebraciones de despedidas de soltero que se suceden cada fin de semana en este municipio donde se ubica una amplia oferta de casas rurales.

 

Dicen desde el PSOE que en su formación política nunca se opusieron a la promulgación y toma de medidas contenidas en la disposición y además aseguran que ofrecieron su más estrecha colaboración al Grupo Popular viendo el cariz que estaba tomando el mal llamado turismo de “despedidas de soltero”.

 

Ramón Rodríguez, portavoz socialista en el ayuntamiento navalongueño, afirma que se tendió la mano para colaborar en la erradicación del problema y se instó al alcalde a que no alardeara de ser el primer edil del pueblo de “las despedidas”, algo así como el “Lloret de Ávila”, ya que a su juicio este hecho daña la imagen del municipio.

 

Rodríguez señala que hace años que el PSOE viene dando la voz de alarma sobre estas circunstancias que afectan a Navaluenga y que provocan residuos, basuras, ruidos, etc., alterando la normal convivencia vecinal, sin que el Partido Popular lo pusiera coto en ningún momento. Creen los socialistas que la nueva ordenanza llega tarde y mal, ya que no regula con contundencia lo que son los verdaderos problemas que acucian al pueblo.

 

También han querido dejar claro los socialistas su apoyo incondicional a los negocios relacionados con el turismo y que aportan riqueza y visitantes a  Navaluenga, “un lugar amable con el visitante, que mima a los turistas y que les oferta importantes posibilidades de ocio”.

 

Pero creen que desde el consistorio ha de hacerse más por prever los problemas y atajar los que ya existen. También encuentran carencias en la promoción exterior de las potencialidades de Navaluenga y exigen al alcalde más esfuerzo en este sentido.