Participantes en el I Rally Hispano Suiza de Castilla y León visitan Emina y degustan sus caldos

La Bodega Emina, en Valbuena de Duero, recibió la visita de un total de once vehículos históricos que este sábado hicieron parada en el centro de interpretación vitivinícola ubicado en San Bernardo, dentro del particular Rally que durante toda la semana les llevó por varios puntos de la geografía castellano y leonesa.

Entre la colección de estas joyas vivientes de la automoción se podían encontrar modelos convertidos en leyenda, como dos Rolls Royce de finales los años 20, o los diez vehículos de la mítica marca Hispano-Suiza, fabricados en España a mediados de la misma década, y que pasarán a la historia por convertirse en la primera gran marca española de vehículos de lujo nacida a principios del siglo XX en Barcelona.

 

Un Bugatti de principios de los años 30 pudo verse con detalle en el jardín de variedades de la bodega, completando una colección única de vehículos históricos, según informaron fuentes de Emina.

 

Los integrantes de esta particular caravana de vehículos visitaron la bodega, realizaron una cata en el exterior de las instalaciones, rodeados de los emblemáticos viñedos de la Ribera, y disfrutaron del clásico lechazo asado castellano en el restaurante La Espadaña. Previamente, y durante toda la semana, recorrieron lugares de prácticamente todas las provincias de Castilla y León, en un circuito de más de 1.200 kilómetros durante siete jornadas de travesía

 

Varias decenas de visitantes que ese mismo día también se acercaron a la bodega para participar en las habituales actividades Enoturísticas que organiza el Grupo Matarromera tuvieron ocasión de ver de cerca estas grandes joyas del motor.