Nadal se resiste a perderse la cita con Ferrer

El balear levantó el partido ante Gulbis después del 1-6 del set inicial para vencer después en los otros dos 7-5 y 6-4. El alicantino ni siquiera tuvo que saltar a la pista por la retirada del alemán Philipp Kohlschreiber.  

Los tenistas españoles Rafa Nadal y David Ferrer volverán a encontrarse en cuartos de final del Masters 1.000 de Montecarlo, quinto de la temporada, tras una ronda muy dispar, ya que el balear sufrió para remontar ante el letón Ernest Gulbis (1-6, 7-5, 6-4), mientras que el alicantino ni siquiera tuvo que saltar a la pista por la retirada del alemán Philipp Kohlschreiber.  

 

Nadal se había impuesto a Gulbis en sus cinco duelos precedentes, el último este mismo año en Indian Wells por un marcador muy similar al de este jueves (4-6, 6-4, 7-5), pero siempre había encontrado resistencia en su rival. El Foro Itálico no fue una excepción y el hexacampeón del torneo tiró de épica para solventar los octavos de final en dos horas y 37 minutos.

 

El inicio del encuentro dejó anonadado al respetable. Gulbis salió embalado y Nadal parecía embotado, mostrando su peor nivel desde su retorno a las canchas tras casi ocho meses ausente. Sobre la Centrale romana planeaba la sombra del 'rosco', algo que Nadal no encajaba desde el Masters de Londres 2011 contra Federer. Con un juego salvó el orgullo, pero no el set, que cerró con solo tres golpes ganadores.

 

Nadal empleó su fortaleza mental para olvidar lo ocurrido y hacer tabla rasa en la segunda manga, que inició salvando su servicio en el tercer juego. Al otro lado, Gulbis seguía intratable al saque (15 'aces' en total) y hubo que esperar 14 juegos del partido para verle ceder su primera bola de 'break'. El balear se coló por la grieta y se puso con 5-3 y saque, pero el letón volvió a resurgir (5-5) amparado en un revés endiablado. Con el partido en ebullición, Nadal dio un paso adelante y fue sembrando bolas de set hasta que a la quinta llegó la vencida.

 

En el tercer set, el partido se equilibró con ambos rayando a gran nivel y se barruntaba que un error 'mataría' al autor. Así parecía cuando el balear se puso con 4-2 y saque tras romper a Gulbis, pero se repitió el guión de la manga anterior y retornó la igualdad (4-4). En los instantes decisivos, pesó la diferencia de ranking (5º frente a 46º) y la experiencia en partidos importantes. Nadal volvió a la carga al resto y, aunque el letón aún tuvo fuerza para levantar la segunda bola de partido con las cuerdas de la raqueta rotas, la tercera ya fue insalvable.

 

De esta forma, el tenista de Manacor cerraba una dura batalla en contraste con el descanso de su próximo rival, un Ferrer que no tuvo que vestirse de corto, ya que Kohlschreiber se retiró por problemas de vértigo. Los números cuatro y cinco del mundo volverán a encontrarse en cuartos al igual que la semana pasada en el Mutua Madrid Open, cuando venció Nadal por 4-6, 7-6 y 6-0.

 

Por su parte, Novak Djokovic apenas necesitó una hora de juego para arrollar a Alexandr Dolgopolov (6-1, 6-4). Tras su fiasco en el torneo madrileño y la remontada en su debut en Roma contra Albert Montañés, el número uno mundial por fin se mostró fiable y sin fisuras antes de medirse en cuartos con Tomas Berdych, verdugo de Kevin Anderson (7-5, 6-2).