Muere la reina Fabiola de Bélgica

Fabiola de Mora y Aragón, la 'reina española' de los belgas ha fallecido a los 86 años de edad.

Fabiola de Mora y Aragón, la reina consorte de los belgas durante más de 30 años por su matrimonio con Balduino I, nació en Madrid en 1928.

 

Fuentes del Palacio Real belga han informado de que "sus majestades los reyes y los miembros de la familia real anuncian con una gran tristeza el fallecimiento de Su Majestad la Reina Fabiola, en el Palacio de Stuyvenberg".

 

Desde hacía meses la reina tenía problemas en sus riñones, y desde el verano necesitaba asistencia respiratoria

 

Las monarquías europeas la conocieron cuando se convirtió en la prometida del rey Balduino de Bélgica en 1960. Pero la vida de la reina Fabiola comenzaba en Madrid el 11 de junio de 1928. La que con el tiempo se convertiría en la Reina de los belgas era la tercera de siete hermanos, nacidos en el seno de una familia de clase alta. 

 

Su preparación aristocrática, su dominio de cuatro idiomas además del español -francés, inglés, alemán e italiano-, sus convicciones religiosas y su sentimiento de entrega y servicio a los demás la convertían en la mujer perfecta para Balduino y para reinar en Bélgica junto a él, aunque su compromiso sorprendió a media Europa. 

 

Fueron 33 años de feliz matrimonio, tan sólo empañados por la ausencia de hijos. De ahí la estrecha relación de la pareja con los hijos del rey Alberto II y de la reina Paola. El 31 de julio de 1993, la reina Fabiola se convertía oficialmente en viuda del rey Balduino, quien falleció a causa de un paro cardíaco en su residencia veraniega de Villa Astrida, en la localidad granadina de Motril. No obstante, la española manttuvo el título de Reina. Una vez fallecido Balduino, y sin descendencia, el trono belga pasó a manos de su hermano y su cuñada, los actuales reyes Alberto II y Paola, y a quienes sucederán el príncipe Felipe y su esposa, la princesa Matilde.