Messi y su padre consignan en el juzgado 5 millones por el caso de fraude fiscal

La magistrada rechaza exigirle una fianza dada su "solvencia" económica.

El futbolista Leo Messi y su padre han consignado en el juzgado de 5,01 millones de euros como "pago reparatorio" por el presunto fraude fiscal de más de 4 millones relacionados con los derechos de imagen del jugador entre 2006 y 2009.

 

Así lo hizo el padre del jugador del FC Barcelona, Jorge Messi, el 14 de agosto "en cumplimiento de las obligaciones tributarias en el modo, forma y cuantía que la Agencia Tributaria ha estimado adecuado a Derecho", relata un auto de la juez de Gavà (Barcelona) que investiga el presunto fraude.


Este pago a priori no anula la declaración de los dos imputados en el juzgado, programadas para el 17 de septiembre, aunque su defensa pidió aplazarlas alegando problemas de agenda del abogado de ambos, Cristóbal Martell, que en la misma fecha tiene señalado un juicio oral.

 

Lo hizo argumentando en su escrito que la Ley da preferencia al señalamiento anterior que pesa sobre el letrado, y que en este caso es el juicio.

 

La juez ha trasladado la solicitud al resto de las partes de la causa (Fiscalía y Abogacía del Estado) para que se pronuncien en un plazo de dos días sobre la conveniencia o no de la suspensión, que decidirá finalmente la magistrada.

 

Por otra parte, la juez ha considerado que no se dan los requisitos necesarios para exigirle pagar una fianza como medida cautelar dada su "solvencia" y repercusión mundial como futbolista profesional.

 

En un auto, la juez de Gavà (Barcelona) ha insistido en que no hay motivos racionales para pensar que el futbolista y su padre "vayan a realizar durante la pendencia del proceso penal acto alguno tendente a retirar bienes de su patrimonio".

 

La juez concluye que no es urgente ni necesaria la fianza dado que ya ha pagado estos 5.016.542,27 euros, que se corresponden con lo presuntamente defraudado más los intereses.

La petición de exigir a los Messi el pago de una fianza por este presunto fraude entre 2006 y 2009 la hizo el 25 de junio la Abogacía del Estado, en representación de la Agencia Estatal de la Administración Tributaria, con el fin de que se garantizase la eventual responsabilidad civil.

La juez los imputó después de admitir a trámite una querella de la Fiscalía, que describe que la estrategia de Messi consistía en simular la cesión de sus derechos de imagen a sociedades instrumentales radicadas en paraísos fiscales -Belice y Uruguay- y, paralelamente, formalizar contratos de licencia, agencia o prestación de servicio con otras ubicadas en jurisdicciones de conveniencia, como Reino Unido y Suiza.