Messi 'liquida' a un Espanyol que puso en aprietos al Barcelona 45 minutos

El argentino estuvo muy bien, trabajando todo el partido incluso en defensa cuando fue necesario, pero de nuevo escribió una página dorada en su particular historia con otro 'hat-trick'.

 

FICHA DEL PARTIDO

 

FC BARCELONA: Bravo; Alves, Piqué, Mascherano, Alba; Busquets (Mathieu, min.82), Rakitic (Iniesta, min.65), Xavi; Messi, Suárez (Pedro, min.70) y Neymar.

  

RCD ESPANYOL: Casilla; Arbilla, Álvaro, Bailly (Abraham, min.82), Fuentes; Lucas, Cañas (Moreno, min.60), Salva Sevilla, Víctor Sánchez; Sergio García y Caicedo (Stuani, min.71).

 

GOLES:

 

   0-1. Min.13, Sergio García.

   1-1. Min.45, Messi.

   2-1. Min.50, Messi.

   3-1. Min.53, Piqué.

   4-1. Min.77, Pedro.

   5-1. Min.81, Messi.

  

ÁRBITRO: Iglesias Villanueva (Com. Gallego). Amonestó a Salva Sevilla (min.28), Lucas Vázquez (min.51), Álvaro (min.69), Arbilla (min.79) en el RCD Espanyol.

  

ESTADIO: Camp Nou, 76.057 espectadores.

El FC Barcelona ha ganado al RCD Espanyol (5-1) en el derbi catalán gracias a un Leo Messi que, autor de otro 'hat-trick', volteó el gol inicial de Sergio García en 5 minutos y puso la 'manita' en el marcador con el 5-1 final que daba pie a la fiesta blaugrana, y eso que el conjunto blanquiazul cuajó una gran primera parte antes de verse superado por los goles y creatividad del '10' blaugrana, ya máximo goleador de la historia de los derbis.

  

Messi estuvo muy bien, trabajando todo el partido incluso en defensa cuando fue necesario, pero de nuevo escribió una página dorada en su particular historia con otro 'hat-trick', y con tres goles de bella factura, sobre todo los dos primeros. Con ellos, en 6 minutos, volteó el partido, que quedó sentenciado por el 3-1 de Piqué de córner, así que podría decirse que Messi ganó este derbi.

  

Dio alas al Barça con su gol justo antes del descanso, lo que hizo daño al Espanyol. Su gol en el minuto 50, sentenció a los 'pericos' sesgándoles las alas. Y eso que el equipo de Sergio González, tácticamente, había sido incluso mejor en la primera parte. Pero Messi, en el '45 y el '50, acabó con su buena defensa, con su buena moral, y de ello no salieron vivos los visitantes.

  

Piqué sentenció, haciendo bueno un centro de Rakitic desde el córner que remató de cabeza, llegando desde atrás tras deshacerse de Bailly, para asestar un posible golpe mortal al Espanyol. En el '77, un fresco y acabado de entrar Pedro culminó una rápida contra propiciada por un gran pase vertical de Alba, desde el lateral zurdo al extremo derecho. Tras un gran control para encarar en velocidad a Casilla, estudiarle y engañarle para marcar, se desquitó de su malfario con el gol.

  

En el '81 fue Messi quien volvió a marcar, con una pared al primer toque con Pedro, que si bien antes se la quedó para él para el 4-1, esta vez se la devolvió de primeras y con clase. El argentino sumó un nuevo 'hat-trick' y amplió su récord de máximo goleador, no ya en Liga BBVA, que lo es, sino en derbis contra el RCD Espanyol pues con sus tres goles superó a César, que anotó 11, y ya lleva 12 la 'Pulga'.

  

El Espanyol hizo muy buena primera parte, muy serios atrás en defensa y sin cometer errores, como nunca había hecho hasta ahora en este temporada fuera de casa. En ataque, más allá del golazo del capitán Sergio García, tuvo una gran ocasión en las botas de Víctor Sánchez, en una contra, y otra más para Sergio García, que no aprovechó pese a quitarse ya una losa de encima.

  

Y es que Sergio García no había marcado nunca al FC Barcelona, club en el que jugó ya en categorías inferiores y en el primer equipo la temporada 2003/04, ni con Levante, Zaragoza, Betis ni Espanyol. Después de hasta once partidos en blanco, el capitán espanyolista se desquitó con un muy buen gol, que daba un premio justo a su equipo.

  

No obstante, se encerraron atrás los de Sergio González, y pese a su buen hacer, lo acabaron pagando. El 4-4-2 se redibujaba en un 5-3-2 con Víctor Sánchez, que ocupaba por sorpresa el extremo izquierdo, se reconvertía en lateral, desgranando esta incógnita inicial en el dibujo del 'once' del Espanyol. Aguantaron bien, pero tras un 'frontón' blaugrana llegó el gol del empate de Messi.

  

Estos dos goles fueron de gala, de buen derbi, como fue este partido, de los más igualados en el Camp Nou desde hace tiempo. Primero, Sergio García se aprovechó de un pase precedido de un robo, a priori con falta sobre Busquets, y se fue hacia Piqué, a quien encaró y superó por velocidad, y engañó a Bravo, tirándola a su palo corto.

  

Despúes, Messi, que había lanzado una falta magistral previa al larguero con el 0-1, igualó el derbi justo antes del descanso. Recibió en la frontal, donde suele ser letal, y empató el encuentro. Amagó con chutar de primeras tras recibir de Xavi, pero se la puso bien, abriendo espacios, antes de darle una rosca diabólica y con precisión quirúrgica al balón para superar la estirada de Casilla y ajustarla al palo. Fue el gol que abrió la lata, después daría la vuelta al partido en 6 minutos y le pondría la puntilla al final con su 'hat-trick' tras el gol de Piqué y darle una asistencia a Pedro.