Medio centenar de trabajadores de Pikolin secundan la marcha convocada por el comité en contra del ERE

Los trabajadores de Pikolin en su marcha hasta la sede del Gobierno de Aragón.
Unos 500 trabajadores de Pikolin han secundado la marcha convocada por el comité de empresa este jueves en contra del Expediente de Regulación de Empleo (ERE), presentado por la dirección y que podría suponer el despido de 204 empleados.
ZARAGOZA, 31 (EUROPA PRESS)



Esta movilización, que ha comenzado en la sede de la fábrica en Zaragoza, en la autovía de Logroño, ha finalizado ante la sede del Gobierno de Aragón, en el Edificio Pignatelli, donde el comité de empresa ha presentado en el registro una solicitud para que la presidenta del Ejecutivo, Luisa Fernanda Rudi, medie en las negociaciones.

En declaraciones a los medios de comunicación, el presidente del comité de empresa, Juan Pérez, ha explicado que a la marcha han acudido todos los trabajadores del turno de mañana, "las instalaciones se han quedado vacías" y parte del turno de noche, en total, "unos 500 trabajadores".

Esta movilización ha sido convocada, según Juan Pérez, "porque creemos que la empresa no quiere hacer el esfuerzo que hay que hacer para negociar". En este punto, ha afirmado que "queremos trasladar a la ciudadanía zaragozana lo que está pasando y que las instituciones --en referencia al Gobierno de Aragón-- intermedien y fuercen a la empresa a negociar".

El presidente del comité de empresa ha recordado que los trabajadores de Pikolin están llamados a una huelga indefinida a partir de este martes, 5 de febrero, y ha recalcado que la dirección de la empresa lo sabe, pero aún así no mostraron "voluntad" de "concretar nada" durante la reunión que mantuvieron este miércoles.

Además, Juan Pérez ha aseverado que "teniendo un paro el martes nos ha citado para reunir el lunes, teniendo cinco días hábiles para negociar. Si sólo quieres negociar la víspera de una huelga indefinida es que no tienes ganas de llegar a un acuerdo".

No obstante, ha reconocido que "más tarde, en el SAMA --Servicios Aragonés de Mediación y Arbitraje--, cuando se le hizo ver a la empresa lo que estaba pasando conseguimos que nos reuniésemos este viernes".

Sobre las iniciativas del comité de empresa, Juan Pérez ha incidido en que han propuesto a la empresa un plan de flexibilidad y otro de prejubilaciones --ayer por la tarde en el SAMA-- y otras propuestas para el convenio, ya que "queremos asegurarnos de que en seis meses no haya otro ERE después de esto".

CONVENIO COLECTIVO

El presidente del comité de empresa ha explicado que el periodo de retroactividad del convenio colectivo finaliza en junio, por lo que, según marca la normativa, pasarían a acogerse al convenio de rango inmediatamente superior, que es el convenio provincial del metal. En dicho convenio, ha apuntado, "perderíamos muchos derechos y poder adquisitivo con respecto a lo que ya tenemos".

Respecto a la petición de mediación del Gobierno de Aragón que han presentado en el registro del Edificio Pignatelli, Juan Pérez ha subrayado que "a Rudi sólo le pedimos que medie, no queremos que sea parte".

En este sentido, ha opinado que "200 despidos son lo suficientemente importante para esta Comunidad, para que Rudi nos siente en una mesa y no nos deje movernos hasta que no lleguemos a un acuerdo, y eso sí que puede hacerlo el Gobierno de Aragón".

Por su parte, fuentes de la empresa han recalcado la "total disposición" de la dirección a negociar. De esta forma, han matizado que se han sentado "todos los días del calendario laboral" desde que empezó el proceso, a excepción de aquellos días en los que los trabajadores han convocado movilizaciones, pero, "si hay que reunirse un sábado o un domingo o el día que haga falta, la empresa se reunirá".