Medidas urgentes en las murallas porque dos de sus arcos han sufrido deterioros

Desde el Ayuntamiento de Ávila se pondrá en marcha desde hoy medidas preventivas para evitar que se sigan deteriorando los Arcos de San Vicente y del Rastro. Para hecho se pondrán mallas de protección por la caída de pequeñas piedras, que pueden afectar a personas o vehículos, y se cambiará el acceso de los vehículos de 3.500 kg. y de más de 2,40 metros

José Francisco Hernández, teniente de Alcalde del Ayuntamiento de Ávila, presentaba esta mañana las medidas que se tendrán en cuenta para evitar que se siga deteriorando la muralla, “a la espera de tener una respuesta por parte del Ministerio de Cultura y el Instituto de Patrimonio, que son los que tienen que exigir a la empresa que realizó las obras en el año 2007, que acometa las reformas oportunas”.

 

El deterioro se ha producido sobre todo en los ripios y morteros de los Arcos de San Vicente y del Rastro, debido sobre todo al acceso de camiones de gran tonelaje y de alturas de tres metros.

 

La primera de las medidas será la restricción de tráfico por estos dos arcos, desviándolos al Arco del Carmen en sentido de entrada y el Arco de la Cárcel para salida. Pero con una restricción horaria entre las 22 y las 10 y entre las 15 y las 17 horas, “que es cuando menos viandantes existen en esa zona”. Además, sólo podrán acceder al recinto amurallado vehículos de hasta 3.500 kilos de peso y con una altura de 2,40 metros”.

 

 Para poder acceder a la zona de las murallas se deberá solicitar a la Policía Local un permiso, y sí está justificado se podrá pasar. Se colocarán señales que indiquen a la entrada del arco cómo y cuándo puede realizarse.

 

Desde el consistorio “se informará a los servicios de limpieza, y a los industriales de la Plaza de Abastos y del Mercado del viernes al aire libre de esta medida, para que sean conscientes de la prohibición que entra en vigor desde el día de hoy martes 18 de junio”.

 

Además, se le comunicará también a las “empresas que realizan obras dentro de las murallas para que sepan que existen estas restricciones, y que habrá sanciones para preservar la integridad de la murallas”. Esta medida, por el momento es de carácter indefinido.

 

Por otra parte se colocarán mallas protectoras en los Arcos de San Vicente y del Rastro “por la caída de ripios, pequeñas pero que son importantes por la altura desde la que se desprenden y hay que controlarlo”, como señala la técnico de patrimonio.

 

Desde el consistorio ya se han puesto en contacto con el Ministerio de Cultura y con el Instituto de Patrimonio Cultural Español para que realicen las obras cuanto antes. Dichos cubos fueron intervenidos en el año 2007 por la empresa Sosa, o una empresa subsidiaria y son las que tienen que tomar las medidas pertinentes

 

 

El Ayuntamiento no puede hacer más que tomar estas medidas con carácter de urgencia “porque las murallas son Patrimonio Nacional y dependen del Ministerio”.

 

El deterioro  que se ha producido es importante “debido a la humedad, a las sales, y a la climatología que este invierno no ha acompañado mucho, y hay que actuar lo más rápido que podamos”, como señala Beatriz Jiménez concejala de patrimonio.