Más de 32.000 inmigrantes, del total de 172.816 existente en la región, carecen de tarjeta sanitaria

Poner fin a esta situación es uno de los objetivos de la Ley de Integración de los Inmigrantes que pretende aprobar la Junta
Más de 32.000 inmigrantes, de un total de 172.816 existente en Castilla y León, carece en la actualidad de tarjeta sanitaria, en parte por falta de información, tal y como ha resaltado hoy el consejero portavoz y de las Presidencia, José Antonio de Santiago-Juárez, quien ha añadido que poner remedio a esa falta de cobertura será uno de los objetivos de la futura Ley de Integración de los Inmigrantes en la Sociedad castellanoleonesa que la Junta pretende consensuar con toda la sociedad civil.

En ese camino en la consecución de un "gran acuerdo social" en la materia, la Junta ha celebrado una reunión del Foro Regional de Integración Social de los Inmigrantes a cuyos miembros ha dado traslado del anteproyecto de ley con el fin de que, antes del próximo día 16 de marzo, los distintos colectivos y agentes que lo integran hagan sus correspondientes alegaciones, sugerencias o críticas que permitan "enriquecer el texto".

Al respecto, el consejero, en declaraciones recogidas por Europa Press, ha lanzado un 'aviso para navegantes', en el sentido de recordar a los distintos colectivos que a la hora de realizar sus aportaciones "tengan en cuenta la realidad de la actual crisis económica y las disponibilidades presupuestarias de las distintas administraciones para que las mismas no sean un brindis al sol y sean realizables".

A tal efecto, la directora general de Relaciones Institucionales y Acción Exterior, María de Diego, tiene previsto mantener reuniones con las distintas asociaciones de inmigrantes en las nueve capitales de provincia de la Comunidad.

En una segunda etapa, vía tramitación parlamentaria, el Ejecutivo autonómico buscará también el consenso de las distintas formaciones con representación en el Parlamento autonómico en pos de una ley lo más participada posible y cuya aprobación se justifica en la importancia que desde el punto de vista numérico representa el colectivo inmigrante, que en Castilla y León se elevaba en 2011 a 172.816 efectivos, de ellos 87.000 llegados del conjunto de la UE y otros 85.000 de origen extracomunitario.

Su crecimiento con respecto al ejercicio anterior se situó en el 1,95 por ciento, frente al 0,07 registrado en el conjunto de España, lo que, como así ha resaltado De Santiago-Juárez, "demuestra que Castilla y León es una tierra de acogida de inmigrantes, mientras en el territorio nacional se ha producido un cierto estancamiento".

Tercera Comunidad Autónoma con ley
El anteproyecto de ley que será consensuado con la sociedad civil y los grupos políticos de la oposición se compone de un total de 33 artículos y es una de las medidas recogidas en la Agenda de la Población, donde, jóvenes, familias e inmigrantes figuraban como prioritarios al ser vistos como "colectivos capaces de dinamizar el territorio", ha recordado el consejero, quien se ha felicitado de que una vez aprobado el texto definitivo, tras pasar por los filtros del Consejo Económico y Social (CES) y el Consultivo, Castilla y León se convertirá en la tercera comunidad autónoma en contar con una ley en la materia, tras Valencia y Cataluña, que ya disponen de ella desde 2008 y 2010, respectivamente.

La futura ley servirá para impulsar la integración del colectivo inmigrante en Castilla y León a todos los niveles, desde el educativo, donde se establecen, entre otras medidas, la escolarización obligatoria, el acceso a becas y ayudas y el fomento del uso y respeto del castellano; sanitario, con campañas de información sobre el derecho de acceso al sistema público de salud; servicios sociales, empleo y vivienda...etc.

Además, entre los instrumentos de integración previstos se incluye la puesta en marcha en cada capital de provincia, en colaboración con otras administraciones públicas, organizaciones o entidades, de al menos un Centro Integral de Inmigración, cuya finalidad será la de ofrecer información, asesoramiento, participación y aprendizaje, así como convertirse en espacios interculturales.