Más de 150 niños participaron en una convivencia deportiva de educación en valores

Jornada de convivencia.

El proyecto Futgolines cerró la temporada de la Escuela Linko para sus alumnos entre los 3 y los 5 años en las instalaciones deportivas de Naturávila.

El proyecto Futgolines cerró la temporada de la Escuela Linko para sus alumnos entre los 3 y los 5 años en las instalaciones deportivas de Naturávila. Más de 150 niños de Salamanca, Valladolid, Madrid, Arévalo y Ávila participaron de una convivencia deportiva de educación en valores orientada a la inclusión de personas con discapacidad a través del deporte.

 

Por este motivo, una veintena de personas con discapacidad de Down Ávila y Casa Grande de Martiherrero, entidades sociales habituales colaboradoras en actividades Linko, disfrutaron de la convivencia como apoyo a los monitores de la escuela abulense. Fútbol, baloncesto, hockey y diferentes concursos de dibujo hicieron las delicias para los más pequeños y donde los adultos pudieron disfrutar también de una masterclass de zumba.

 

Tras la actividad deportiva, las familias pudieron disfrutar de una comida  que cerró una temporada llena de proyectos sociales, educativos y deportivos y que seguro tendrá su continuidad y su ampliación tras la visita a la jornada de Rodrigo del Campo, director de Eduvic Inspira, encargado del programa educativo de La Masia del Fútbol Club Barcelona.