Manuela Prieto asegura que las ayudas a la infancia son una cuestión de responsabilidad y no de sensibilidad

La concejal socialista, Manuela Prieto, durante su comparecencia. / Foto: Antonio S. Sánchez

La concejal socialista en el Ayuntamiento de Ávila criticó las palabras del alcalde, Miguel Ángel García Nieto, que alababa las ayudas concedidas por la Junta para la alimentación de los niños en verano, diciendo que las ayudas de emergencia deben ser una medida excepcional y no la tónica general.

Al hilo de las palabras del alcalde Ávila, Miguel Ángel García Nieto, que la semana pasada elogió al presidente de la Junta de Castilla y León, Juan Vicente Herrera, y a la consejera de Familia, Milagros Marcos, por la aprobación de una partida de 1,5 millones de euros destinado a ayudas de emergencia para la alimentación de niños durante el verano, la concejala del PSOE en el Ayuntamiento abulense, Manuela Prieto, ha asegurado que “estamos contentos con esta medida”, pero “insistimos en que “esta no es la política que necesita ahora mismo nuestro país, nuestra región ni nuestra ciudad”.

 

Según explicó Prieto, desde el PSOE “no estamos de acuerdo en que esas ayudas de emergencia sean la tónica general”, sino que “se debe tratar de medidas excepcionales”, porque “lo que nuestro país y nuestros ciudadanos necesitan son políticas de otro tipo, políticas que acaben con el problema de una manera integral, como políticas de empleo activo y de protección a las familias”. Y por ello, destacó la concejal socialista, “mientras no haya políticas de empleo y las administraciones públicas no vuelvan a convocar oposiciones y otras ofertas de trabajo la situación seguirá como está”, porque “las ayudas de emergencia son pan para hoy pero hambre para mañana”.

 

Además, criticó a García Nieto al señalar que se equivocaba si aseguraba que estas ayudas de emergencia eran una cuestión de “sensibilidad” por parte de la Milagros Marcos, porque “se trata de una cuestión de responsabilidad”, y aclaró su afirmación diciendo que “los poderes políticos tienen la responsabilidad de cuidar de los menores y no es un problema de sensibilidad, como si la consejera fuera a hacer un favor a estos niños para que puedan comer, sino que es una responsabilidad política, porque es un derecho de los menores”.

 

Para Prieto, los políticos populares, “tanto a nivel nacional, autonómico como local”, no se están enterando de la “gravedad de la situación” provocada por “la ausencia de políticas sociales y por las políticas que de verdad están llevando a cabo”.

 

Finalmente, Prieto recordó que “el PSOE de Ávila ya propuso en un pleno de octubre de 2012 una medida similar a la que hoy tanto gusta al alcalde”, en la que “entre las propuestas que hacíamos era que instásemos al Gobierno de la Nación a crear un fondo estatal de emergencias para que después lo gestionaran los ayuntamientos, precisamente para hacer políticas de inclusión para personas con dificultades para conseguir un empleo y para la protección a la infancia”, pero, aseguró, “en aquel momento, al señor alcalde la propuesta no le debió parecer tan importante como la del señor Herrera y votó en contra”.