Los enfermos pulmonares deberían evitar la manzana, el melón y el aguacate en sus menús navideños

Melón

Los pacientes que sufran alguna enfermedad pulmonar deberán evitar en su dieta navideña alimentos como la manzana, el melón y el aguacate, además de las lentejas, las judías o los pimientos, entre otros alimentos, según recomienda la Fundación Lovexair.

Según argumentan, estos alimentos pueden producir un hinchazón del abdomen y empeorar los problemas respiratorios, especialmente si la persona padece enfermedad pulmonar obstructiva crónica (EPOC). En este sentido, apunta que es "igual de contraproducente una cantidad insuficiente de alimentos como un exceso de aquellos cuya digestión puede dificultar la cantidad de oxígeno que llega a nuestros pulmones".

Otro tipo de alimentos que la Fundación Lovexair recomienda no incluir a los enfermos pulmonares en sus menús navideños son los fritos, comidas muy grasas o especiadas; coliflor, maíz, pepinos, puerros, cebollas, guisantes; y bebidas geseosas o carbonatadas.

En cambio, son adecuados para este tipo de enfermos ciertos tipos de frutas por ser "una fuente principal de antioxidantes que refuerzan la capacidad del cuerpo para defenderse de las enfermedades e infecciones". También aconseja las nueces y otros frutos secos dado que son "una fuente natural de ácidos grasos insaturados, fibra y proteínas aunque siempre deben ser ingeridos de manera equilibrada".

También es recomendable sustituir las carnes rojas y los asados por el marisco por ser "ricos en omega 3". En este sentido, indican que si se consume un tipo de pescado graso como el salmón, el pez espada o el atún, hay que "ser cuidadosos" con la cantidad de condimentos que se añaden y procurar cocinarlos a la plancha o al horno.

SE PUEDE HACER UN MENÚ ADECUADO Y COMPLETO

A la hora de poner en práctica todas estas recomendaciones, se puede realizar un menú completo y adecuado tanto en el número de platos como en el tipo de alimentos que podemos incluir en él.

En el aperitivo, la opción que señala Lovexair es untar en una tostada de pan integral una mezcla compuesta por tomates rallados, aceitunas negras cortadas en rodajas y orégano. Sobre esto, se puede poner una loncha de jamón o un boquerón en vinagre.

En cuanto al plato principal, esta fundación recomienda una merluza de pincho rellena con tortilla, gambas y setas. La tortilla hay que hacerla a la francesa, las gambas salteadas y las setas con ajo y un poco de aceite. Finalmente, de postre es recomendable tomar un asado de piña y mango que tenga un poco de azúcar de caña con canela espolvoreada por encima, sin olvidar pasarlo por la plancha para que se caramelicen, han apuntado los expertos de esta fundación.