Los aztecas vencen y convencen

La selección mexicana comienza el Mundial celebrando la victoria y buenas sensaciones

La selección mexicana se impuso a Camerún (1-0) en el debut de ambos equipos en el Mundial de Brasil, en un partido en el que los norteamericanos fueron superiores a los africanos y que se decidió con un gol de Oribe Peralta.

 

FICHA DEL PARTIDO

 

MÉXICO: Ochoa; Héctor Moreno, Rodriguez, Marquez; Aguilar, Layun; Herrera (Salcido, min.89), Vázquez, Guardado (Fabián, min.69); Oribe Peralta (Hernández, min.74) y Giovanni Dos Santos.

 

CAMERÚN: Itandje; Djeugoue (Nounkeu, min.46), N'Koulou, Chedjou, Assou-Ekotto; M'Bia, Enoh, Song (Webo, min.79); Moukandjo, Choupo-Moting y Eto'o.

 

GOLES

   1-0, min.61, Oribe Peralta.

 

ÁRBITRO: Wilmar Roldán (Colombia). Amonestó a Héctor Moreno (min.57) por parte de México; y a Nounkeu (min.77) por parte de Camerún.

 

ESTADIO: Estadio Das Dunas, Natal.

El equipo mexicano podría haber ido antes en el marcador si el árbitro del encuentro no hubiera anulado erróneamente dos goles a Giovanni Dos Santos.

 

México domó a Camerún de inicio a fin en un partido que se jugó bajo un diluvio en el Estadio Das Dunas de Natal. La selección de Miguel Herrera sale muy reforzada después del partido porque no solo ganó, sino que convenció; algo que necesitaba después de las dudas que surgieron sobre ella tras una mala fase de clasificación. Incluso pudo México golear, circunstancia que si no se produjo fue por la mala actuación del árbitro del encuentro y sus asistentes.

 

El colombiano Roldán y su juez de línea de la banda del banquillo evitaron que México hiciera más daño a los africanos. Y es que en la primera parte anularon dos goles legales a los norteamericanos. Ambos a un Giovanni dos Santos que estuvo en casi todas las ocasiones de peligro de su equipo y que solo se fue de vacío por los errores arbitrales.

 

El gol lo hizo finalmente Oribe Peralta. Un jugador que se está especializando en hacer goles importantes para el 'Tri'. Suyos fueron los dos goles que le dieron a México el oro olímpico en Londres; suyos fueron cinco de los tantos en la repesca mundialista ante Nueva Zelanda; suyo fue el tanto que permitió a México empezar con el pie derecho en el Mundial de Brasil.

 

Fue una jugada además que sirvió para encumbrar a los tres jugadores más activos de los mexicanos. El propio Peralta combinó con un Héctor Herrera omnipresente en el ataque de su equipo. Entre los dos habilitaron a Gio, que se topó con Itandje; pero el rechace cayó a la pierna izquierda de Oribe, que empujó a placer.

 

Ellos tres fueron los mejores del partido, pero México brilló en conjunto. El cuadro mexicano supo tener la pelota y encontrar la manera de inquietar al guardameta africano. Con un sistema con tres centrales y dos laterales de largo recorrido, Layún, carrilero izquierdo, encontró en varias ocasiones las cosquillas en la banda de Djeugoue, sustituido al descanso por el técnico de Camerún.

 

REACCIÓN TARDÍA DE LOS AFRICANOS 

 

Y lo que en México fueron virtudes, en Camerún fueron defectos. Llegaban al debut con confianza los hombres del alemán Volker Finke, después de competir contra Alemania en un amistoso antes de viajar a Brasil. Solo empezaron a buscar la portería de Ochoa cuando encajaron el gol, y solo crearon peligro en los últimos minutos.

 

Lo hicieron cuando apareció Eto'o en la zona de creación. El jugador del Chelsea necesitó bajar a recibir la pelota para poder entrar en juego. Por lo demás, solo M'Bia tuvo algo de presencia en un partido que, a pesar de todo, pudo empatar en el descuento. Assou-Ekotto encontró la cabeza de Moukandjo con un centro desde la izquierda, pero su remate lo paró Ochoa.

 

A Camerún se le echó la hora encima demasiado pronto y ahora tendrá una final ante Croacia, que sin embargo mostró una mejor cara que los africanos en el debut. Un puesto que podría dejar prácticamente finiquitado México en la segunda jornada del grupo A, en la que se enfrentarán a la anfitriona del torneo Brasil.