Lesgávila pide explicaciones por la concesión de la formación de la Policía Nacional a la UCAV

Solicita reacciones a los grupos políticos del Ayuntamiento con los que alcanzó un acuerdo para luchar contra la LGTBfobia el pasado 28 de junio.

 

Lesgávila, colectivo de lesbianas, gais, transexuales y bisexuales de Ávila, considera intolerable que la formación de la policía española ya no se efectúe en  la universidad pública, USAL, como ha sido hasta la fecha. Hay mucha preocupación en la organización LGTB, ya que la formación en delitos de odio -homofobia, racismo, religión- se debe dar en un entorno académico neutral y no en una universidad cuya cabeza visible es el Obispo de Ávila, recordado por sus críticas inconstitucionales al matrimonio del mismo sexo.

 

En palabras de Pepa Tascón, Secretaria de Lesgávila, “sería interminable hacer una lista con los adjetivos con los que nos califican los portavoces católicos, desde “los gais encuentran el infierno” hasta la  “ideología de género”, considerada por los Obispos como el ataque más insidioso a la institución familiar". Esto último deja en evidencia "su lamentable desconocimiento de las leyes igualitarias actuales y su alejamiento de la sociedad del siglo XXI".

 

Por lo tanto, Lesgávila solicita a los grupos políticos de la ciudad que eleven su protesta a las Cortes de Castilla y León, poniendo así en marcha la Declaración Institucional de 28 de Junio de 2016, por la que "en Lesgávila alcanzábamos un acuerdo con la totalidad de los grupos políticos del Ayuntamiento, para hacer de Ávila una ciudad defensora de los derechos LGTB. Si los delitos de odio son ignorados la igualdad no existe. La iglesia no reconoce a la población LGTB como víctimas de tales delitos, sino como culpables". 

Noticias relacionadas