Lavado de cara para el Mercado de Abastos de Ávila

El Mercado de Abastos de Ávila muestra ya otra cara cuando está prácticamente terminada la primera fase de su remodelación, una actuación que ha supuesto una inversión de 265.000 euros y que ha afectado a la planta principal, escaparate de las ventas.

El alcalde de Ávila, Miguel Ángel García Nieto, junto a los integrantes del la Mesa Municipal del Comercio, han visitado este lunes una actuación que se ha llevado a cabo gracias a la aportación del Ministerio de Industria, a través de los fondos FEDER, la Cámara de Comercio y la Junta de Castilla y León, en este último caso con 30.000 euros.

 

Según ha explicado García Nieto el objetivo de la remodelación, que tendrá próximas fases a través de nuevas convocatorias de subvenciones hasta alcanzar los 1.400.000 euros presupuestados, es hacer una zona comercial "más abierta y accesible" así como aplicar recursos al saneamiento del propio edificio para adaptarlo al siglo XXI, lo que traerá también una renovación del reglamento del Mercado de Abastos.

 

Solo quedan detalles estéticos para finalizar esta primera actuación, ha señalado el regidor, y esta primavera saldrán próximas convocatorias de ayudas para seguir con los trabajos, que aun deben llevarse a cabo en otras zonas del edificio como la planta inferior, que "aun no se ha tocado". El alcalde ha destacado la colaboración prestada por los propios comerciantes del mercado.