Las ventas de coches usados crecen un 15% en Salamanca

Coche

En la provincia charra se vendieron 2.950 coches de segunda mano por 796 nuevos en el primer trimestre del año.

Las ventas de coches usados crecieron un 16% en Castilla y León en el primer trimestre del año respecto al mismo periodo del ejercicio anterior, con 22.497 transferencias realizadas, según datos del Instituto de Estudios de Automoción (IEA) para la Federación de Asociaciones de Concesionarios de la Automoción (FACONAUTO). Esto supone que por cada coche nuevo se han vendido más de tres usados hasta marzo en la región.

 

En Salamanca, concretamente, fueron 2.950 coches usados los que se vendieron y 796 nuevos.

 

Provincia

2014

% Diferencia

% s/ Total Nacional

Ávila

1.497

13,3

0,3

Burgos

3.209

11,3

0,7

León

4.442

18,0

1,0

Palencia

1.698

14,9

0,4

Salamanca

2.950

14,7

0,7

Segovia

1.550

16,5

0,4

Soria

858

20,5

0,2

Valladolid

4.557

17,0

1,0

Zamora

1.736

20,1

0,4

 

El mercado profesional de vehículo de ocasión sigue teniendo dificultades para responder a la demanda. Según datos de la consultora MSI, hasta marzo hubo un déficit de stock de coche usado en el total nacional de unas 9.000 unidades. En concreto, la demanda de vehículo de ocasión selectivo (de menos de diez años) en el total nacional fue de 179.265 unidades, mientras que la oferta se quedó en las 170.101, según los mismos datos.

 

“Esta falta de stock de coches usados se debe a que la crisis ha creado una “cultura” de vehículo de segunda mano, lo que ha “disparado” la demanda. A esto hay que añadir el hecho de que estemos notando los efectos de la caída en las matriculaciones de los últimos años, lo que está provocando el actual desabastecimiento del mercado de ocasión, sobre todo de coches menores de cinco años, los que venden principalmente los concesionarios”, ha dicho el presidente de Faconauto, Jaume Roura.

 

La primera consecuencia de esta falta de stock está siendo el aumento del precio medio de los vehículos de segunda mano, que se situó en Castilla y León en los 10.768 euros hasta marzo, un 7,9% más que durante el mismo periodo del ejercicio anterior, según datos del portal coches.net.

 

Por otro lado, el valor residual medio (depreciación de un vehículo teniendo en cuenta su edad, kilometraje e imagen de marca) de los coches vendidos en el primer trimestre fue de 7.346 euros. Sin embargo, el grueso de las ventas (61,5%) está copado por modelos viejos, con un valor residual inferior a 5.000 euros, correspondiendo el resto (38,5%) al mercado atendido por los concesionarios.

 

Por antigüedad, el 50% de las ventas correspondieron a coches con más de 10 años, que además crecieron un 24,6%. Los que van de 5 a 10 años supusieron el 24% de las transferencias y se incrementaron un 8,2% hasta marzo. Por su parte, los que tienen una edad de 3 a 5 años representaron el 8% del total, con un crecimiento del 8% y los “seminuevos” (de 0 a 3 años), incrementaron sus ventas un 24,6%, suponiendo un 18% de todas las transferencias.

 

Por comunidades autónomas, sólo la de Baleares ha reducido sus ventas de usados (-6,7%). Por el contrario, el mayor aumento se produce en Castilla-La Mancha (+29,4%), seguida de Comunidad de Madrid (+26,4%), Aragón (+24,1%), Asturias (+21,8%), Canarias (+21%), La Rioja (+19,8%), Cantabria (+19,6%) y Galicia (+17,8%).

 

Crecimientos menores se han producido en Cataluña (+16,4%), País Vasco (+16,2%), Andalucía (+16,1%), Castilla y León (+16%), Comunidad Valenciana (+16%), Murcia (+13,7%), Extremadura (+9%), Navarra (+4,6%) y Ceuta/Melilla (+4,4%).