Las fuertes rachas de viento provocan divesos daños en la capital

Desprendimientos de chapa y uralitas, paneles rotos y una persiana, que podían haber ocasionado daños mayores si hubieran llegado a caer a la vía pública.

El cuerpo de bomberos de Ávila ha atendido que atender en el día de hoy cuatro indicidentes provocados por las fuertes rachas de viento en la capital.

 

Pasadas las 14.00 horas se trasladaban al concesionario "Peugeot" de la calle Hornos Caleros, con un "autobrazo" con dotación completa, para retirar unas chapas de la fachada que estaban en grave riesgo de caer debido a que la estructura que las sujetaba cedió debido a la fuerza del aire.

 

En la calle Estrada, a las 16.50 horas, se trasladan con una autoescala para retirar unos paneles de uralita desprendidos de un tejado con riesgo de caer a la calle en el edificio en estado de ruina colindante con "Palacio los Serrano".

 

En la  calle Magnolio Nº1, también tuvieron que retirar una persiana rota y con riesgo de caer en vía pública.

 

La última salida se produjo a las 17.50 horas, a la Calle Banderas de Castilla Nº11, donde unos paneles de policarbonato se habían roto por el aire en el patio interior. Dichos paneles daban luz al hueco de la escalera y corrian riesgo de desprenderse y caer en el interior del edificio o volar a la vía pública.