Las Cortes Regionales aprueban una Ley Agraria pionera en innovación y con alto grado de consenso

Rubén Serrano y Francisco Gil, este viernes

Los miembros de la Comisión de Agricultura del PP de Ávila Rubén Serrano y Francisco Gil han expuesto este viernes las principales líneas de la Ley Agraria de Castilla y León que se aprobó el pasado miércoles en las Cortes Regionales destacando que se trata de una ley "pionera" y que ha contado con un alto grado de consenso

Según ha explicado Rubén Serrano, vicesecretario de Desarrollo Rural, el objetivo que cumple la ley aprobada el pasado miércoles es que "un sector estratégico como es el agroalimentario cuente con una herramienta legal que permita alcanzar más facilmente los objetivos que nos proponemos para el futuro del sector".

 

Serrano ha destacado el carácter innovador del texto de la Ley, solo al alcance del Código Agrario Francés, por lo que la ha calificado como una "ley pionera". Además ha subrayado el grado de consenso con el que se ha conseguido aprobar, ya que contó con el apoyo tanto de los grupos políticos, a excepción de IU, como de las Organizaciones Profesionales Agrarias y el tejido cooperativo.

 

La insuficiente incorporación de jóvenes y mujeres al sector es uno de los mayores problemas del campo de Castilla y León y uno de los principales objetivos de la nueva Ley Agraria regional. Así lo ha explicado el Popular, quien ha apuntado que esta incorporación "es la clave para el mantenimiento del medio rural" y se destinarán medidas específicas a favorecerla.

 

Por otro lado, otro de los objetivos que se marca la nueva ley es la unificación de los 35 registros de explotaciones que existen en la Cominidad en uno solo, lo que "dotará de mayor celeridad al sistema de beneficiarios de ayudas".

 

Rubén Serrano también ha informado de que el texto aprobado el pasado miércoles aspira a mejorar la competitividad de las explotaciones agrarias a través de mecanismos novedosos como un fondo de tierras disponibles que faciliten el contacto entre oferta y demanda.

 

En materia de concentración parcelaria, se dará cabida a la colaboración público privada para solicitar y ejecutar el proceso. También se establece un nuevo procedimiento abreviado para facilitar aquellas concentraciones que así lo permitan por sus características.

 

La nueva Ley Agraria crea la figura del Defensor de la Cadena Alimentaria, que tendrá funciones de vigilancia, estudio, observación y propuesta en todo aquello relacionado entre los distintos agentes que forman parte de la cadena y además tendrá potestad para denunciar prácticas abusivas.

 

En el ámbito del cooperativosmo, el vicesecretario de Desarrollo Rural del PP de Ávila ha destacado la creación de las Entidades Asociativas Agroalimentarias Prioritarias de Carácter Regional, que aglutinarán a las cooperativas de la región, en desventaja en tamaño con el resto de la Unión Europea.

 

Esta ley apuesta asimismo por una mejora de la regulación de la calidad diferenciada y por fomentar y promocionar los productos de calidad de la tierra, para lo cual cobrará un importante papel la marca de garantía Tierra de Sabor.

 

La nueva Ley Agraria de Castilla y León se desarrollará normativamente a lo largo de 2014 y Rubén Serrano ha manifestado su esperanza en que el consenso en el desarrollo sea el mismo que en la aprobación del proyecto.