Las BRIF y la empresa TRAGSA llegan a un principio de acuerdo en su negociación

ARCHIVO.

A lo largo de esta semana dicho preacuerdo estará listo para ser estudiado por ambas partes, y el próximo día 23 de noviembre tanto la empresa como los trabajadores se reunirán de nuevo, esta vez en la empresa Tragsa, para perfilar los retoques al texto y de ahí sacar el documento definitivo de posible acuerdo que tendrá que refrendar el colectivo en sus asambleas.

Destacan desde el colectivo BRIF que se mantienen a la espera de dicho texto y del documento de acuerdo que ha de salir si existe entendimiento el próximo lunes entre empresa y trabajadores, y por ello, la huelga sigue suspendida, no desconvocada.

 

Los términos generales recogidos en dicho documento son: renombramiento del personal especialista  BRIF a “Brigadista de Extinción y Prevención de Incendios Forestales”. Además, exigen una segunda actividad para los próximos 4 años consistente en la creación de una figura de Auxiliar de Apoyo Logístico a la cual podría acceder el personal que tenga una ineptitud sobrevenida. Asimismo, piden un incremento salarial del 11%, lo que supone algo menos de 2000 euros brutos anuales. Y finalmente, el compromiso firme de realización de un convenio propio, con la primera reunión para arrancar en esta materia antes de que acabe el año vigente, y después con un calendario de reuniones bimensuales.