Las algas rojas que pigmentan la nieve en el Ártico aceleran su deshielo

Alga roja

El papel de las algas rojas que pigmentan la nieve en la fusión de los glaciares del Ártico ha sido fuertemente subestimado, según sugiere un estudio que será publicado en 'Nature Communications'. 

Este trabajo indica que estas algas oscurecen la superficie de la nieve y el hielo y afectan directamente al "efecto albedo", que mide los niveles de reflexión de la luz solar sobre la Tierra.


Se ha sabido desde hace bastante tiempo que el rojo de estas algas que florece en superficies heladas oscurece la superficie que, a su vez, conduce a un menor albedo y una mayor absorción de calor. El nuevo estudio realizado por Stefanie Lutz, del Centro de Investigación Alemán de Geociencias, muestra una reducción del 13 por ciento del albedo en el transcurso de una temporada de fusión causada por las floraciones de algas nieve de pigmento rojo.

"Nuestros resultados señalan que el efecto de este albedo es importante y tiene que ser considerado en futuros modelos climáticos", ha apuntado Lutz.

Este fenómeno de pigmentación de las algas solo tiene lugar en los meses cálidos del año, cuando coinciden la aparición de finas capas de hielo derretido y el calor de la luz solar es más potente. En el invierno, entran en una especie de periodo de hibernación.

Para realizar el estudio, los investigadores analizaron, a través de un cribado de alto rendimiento, la biodiversidad de las algas y otras comunidades microbianas en muestras de 21 glaciares en el Ártico, desde Groenlandia al norte de Suecia, pasando por Islandia. Gracias a este amplio campo de trabajo, los investigadores afirman haber encontrado el mismo tipo de alga roja en toda la región del Ártico.

"Se trata de la primera vez que los investigadores estudian el efecto a largo plazo de los microorganismos en el deshielo de nieve y hielo en el Ártico", ha indicado la investigadora.

A su juicio, resulta clave el enfoque interdisciplinario del proyecto, dado que "combina un análisis microbiológico y genético con las propiedades geoquímicas y minerológicas de las algas rojas, con los niveles de albedo en su hábitat".

El grupo de científicos continuará sus investigaciones en Groenlandia este verano, fecha para la que se esperan máximos históricos de deshielo por el aumento de las temperaturas.