La Universidad de Salamanca guarda silencio sobre la polémica surgida en torno a las oposiciones

La institución se remite únicamente al fin del plazo de alegaciones que termina este 3 de octubre y a seguir los trámites establecidos pero se niega a ofrecer ningún tipo de declaración sobre la incorrección de varias preguntas.

La Universidad de Salamanca mantiene la callada por respuesta ante las preguntas de este diario sobre la polémica surgida en torno al examen para las oposiciones a Auxiliar Administrativo que se celebró el pasado 27 de septiembre.

 

Así, ante la insistencia en no ofrecer ningún argumento sobre este hecho, la Universidad únicamente se remite al plazo de fin de las alegaciones (este 3 de octubre) y a los cauces que llevan las administraciones en este tipo de procedimientos.

 

En ningún caso ningún miembro de esta institución académica ha querido pronunciarse a este respecto porque, según miembros del gabinete de prensa, se sale del protocolo habitual en estos casos.

 

No en vano, miles de opositores mantienen una protesta continua ante una situación que consideran injusta por la presencia de diez o más preguntas que no se corresponden con el temario establecido y que perjudican a la gran mayoría de los que se han presentado a este examen para buscar una salida laboral.

 

Por tanto, la Universidad de Salamanca se mantiene en silencio ante una situación que ha generado mucha polémica y, por lo que parece, seguirá coleando.