La UCCL considera que de nuevo el sector agrario ha sido el gran olvidado en el debate sobre el estado de la Nación

Para esta Organización r"esulta inadmisible que el sector primario no haya tenido en las alocuciones, tanto del Presidente del Gobierno de España como de los distintos portavoces de las formaciones políticas, el tratamiento que por su peso social y económico le corresponde"

 

La UCCL califica su desarrollo como "totalmente decepcionante, al constatar que, una vez más, el sector agrario ha vuelto a resultar como el gran olvidado, a pesar de la difícil situación que, con carácter general, viene soportando desde hace bastante tiempo y, muy especialmente el colectivo ganadero que, en muchos de los casos, están produciendo a pérdidas, debido, a que los gastos superan los ingresos en las explotaciones ganaderas, motivado por el incremento desmesurado de los costes de producción, en particular por el aumento del precio de las materias primas que se precisan para la alimentación animal y a que el precio en origen que perciben por sus producciones, en el mejor de los casos, se encuentra estancado desde años".

 

Para esta Organización, resulta inadmisible "que el sector primario no haya tenido en las alocuciones, tanto del Presidente del Gobierno de España como de los distintos portavoces de las formaciones políticas, el tratamiento que por su peso social y económico le corresponde".

 

Según UCCL, "la actuación política, es aún más incomprensible cuando, además de lo expuesto, hace unas fechas los Jefes de Estado y de Gobierno de la UE han cerrado el Marco Financiero Presupuestario (MFP) para el período de 2014-2020 (pendiente del visto bueno por parte del Parlamento Europeo), cuyo resultado para el sector agrario y el medio rural europeos (a precios constantes 2011) no es plenamente satisfactorio, al constatarse que, tomando como punto de partida los fondos del vigente período 2007-2013 y el acuerdo financiero adoptado el 8 de febrero de 2013, la reducción se concreta en un –13,71% en pagos directos y en un 11,80% en desarrollo rural.

 

A lo anterior, hay que sumar las negociaciones que se encuentran en marcha sobre la Reforma de la PAC más allá de 2013, de cuyo resultado depende la decisión de muchos agricultores y ganaderos de Castilla y León, es decir, seguir o no con el ejercicio de la actividad agraria. Además lo anterior debe estar acompañado con la planificación de una política agraria propia del Gobierno de España en coordinación y colaboración con las distintas Comunidades Autónomas".

 

UCCL espera y desea que, "tanto en las intervenciones de hoy como en la presentación de las distintas propuestas de resolución, se refleje en las mismas el verdadero peso social y económico del sector agrario y el medio rural, que desde luego en el día de ayer no se vio por parte de los participantes en el debate sobre el estado de la Nación".