La temporalidad, la fragilidad y la estacionalidad siguen protagonizando, para IU, el mercado laboral abulense

José Alberto Novoa reclama un cambio de actitud y modelo a las administraciones. “Agosto y septiembre, con 430 parados más, ponen de manifiesto el fracaso de las actuales políticas de empleo”. 

Nueva subida del paro en Ávila. “Si agosto nos dejó el frenazo a las expectativas de crecimiento, septiembre nos volvió a poner ante la cruda realidad de un mercado laboral precario, temporal y muy débil que ha venido a sumar 430 personas a las cifras del desempleo en Ávila” datos que desde Izquierda Unida se llama a tener muy en cuenta. “Apenas ha terminado el verano y nos encontramos no sólo con un duro incremento del desempleo, sino de destrucción de puestos de trabajo, como refleja la pérdida de casi 1.000 afiliaciones –en concreto 999- a la Seguridad Social, lo que recalca que esta provincia sigue destruyendo puestos de trabajo”.


Analiza José Alberto Novoa, coordinador provincial de Izquierda Unida de Ávila, las cifras de desempleo del mes de septiembre como “una seria advertencia” ante lo que califica como “un duro invierno en materia laboral en los próximos meses”.  Datos que pone en consonancia con la recién celebrada Feria de Empleo, donde 1.500 abulenses acudieron “en busca de una oportunidad”. Cifras de demandantes “que deberían leerse de forma conjunta con los últimos registros del Servicio Público de Empleo Estatal”. Reclama Izquierda Unida una visión completa y realista de la que la formación de izquierdas obtiene que “sin una apuesta decidida por la industrialización, la falta de infraestructuras, la pérdida de capacidad competitiva respecto a provincias adyacentes y la devaluación de la economía en el medio rural, el escenario laboral abulense arroja una extrema debilidad ni siquiera solventada desde la apuesta por el turismo, donde los resultados del V Centenario están por analizar pero, por lo pronto, en el mercado laboral no parecen reflejar los datos esperados”.  Porque “desde el mes de agosto, y en especial septiembre, el sector servicios ha sido el que más ha acusado la temporalidad, siendo el área que más desempleados ha sumado”. Una noticia “nefasta”, mucho más partiendo del hecho de que “se había convertido en la apuesta del Partido Popular como motor económico y laboral”.


José Alberto Novoa reclama así “reconocer la urgente necesidad de un Plan de Empleo específico. Las administraciones competentes en la materia deben reflexionar ante una apuesta laboral excesivamente estacional y que incapacita la recuperación del empleo y la economía abulense”. No olvida Izquierda Unida  que “en un alto número de hogares todos los miembros están en paro, uno de cada tres abulenses no llega a los niveles del Salario Mínimo Interprofesional, uno de cada dos ni siquiera es mileurista, la temporalidad y la precariedad laboral son la tónica dominante, aumenta el número de desempleados crónicos y sin derecho a prestación”.