La primera librería solidaria de Valladolid, de la ONG Azacán, busca microfinanciación y donaciones de libros

La ONG Azacán ha puesto en marcha un nuevo proyecto, una librería solidaria ubicada en la Calle Carmelo número 3 de Valladolid, de ejemplares de segunda mano para la que busca microfinanciación así como donaciones de libros.
VALLADOLID, 21 (EUROPA PRESS)



Según informó la ONG en un comunicado recogido por Europa Press, existen dos formas de colaborar con el proyecto: por una parte, mediante la plataforma online 'Lánzanos', en la que de forma individual cada persona puede ayudar con una cantidad de dinero.

"Esta campaña de microdonaciones finaliza el 5 de enero y, si no se recauda el total de 4.900 euros, las donaciones no se hacen efectivas, se pierde todo", han explicado las mismas fuentes.

Por otra parte, se puede participar mediante la donación de libros que serán catalogados por los voluntarios y puestos a disposición en la librería.

Sin ánimo de lucro, los beneficios irán destinados a financiar los proyectos propios de la organización así como a la creación anual de bibliotecas en los lugares más desfavorecidos.

PRECIOS MÁS ECONÓMICOS

Esta librería solidaria creada por Azacán Serso- Castilla y León estará, por ello, formada por libros recibidos exclusivamente en donaciones por parte de personas y entidades tanto públicas como privadas.

Así, se ofrecerá un amplio abanico de ejemplares a un precio "más económico de lo habitual" y siempre garantizando el buen estado de los mismos.

Además de la selección de productos de Comercio Justo y ecológico, como ya se venía haciendo anteriormente, este nuevo local contará con una zona dedicada a la cafetería y reunión donde socios y voluntarios de Azacán, así como el público general, podrán charlar y debatir o acudir a la proyección de películas o documentales.

Azacán es una ONG que trabaja desde 1996 en Cooperación al Desarrollo, sensibilización y educación para el desarrollo, comercio justo, inmigración, economía alternativa y voluntariado.

En sus 16 años de labor, Azacán ha enviado ya 80.000 libros a Bolivia, Honduras y Perú y su objetivo se centra en ampliar y potenciar esta actividad "generando recursos que permitan mantenerla".