La noche abulense se llenó de la luz de Santa Teresa

Un momento de la proyección de 'Teresa ilumina Ávila', en la iglesia de La Santa. / Foto: Antonio S. Sánchez
Ver album

Durante los cuatro días que se ha celebrado, repartidos entre este fin de semana y el pasado, miles de abulenses y de visitantes han podido disfrutar del espectáculo ‘Teresa ilumina Ávila’, en el que seis importantes puntos de la ciudad relacionados con La Santa abulense han sido testigos de una exhibición de luz y sonido que ha servido para mostrar las huellas de su legado.

Miles de personas han sido testigos este año en sus cuatro días de celebración durante los dos últimos fines de semana del espectáculo de luz y sonido ‘Teresa ilumina Ávila’, que ha tenido lugar en algunos de los rincones más emblemáticos de la ciudad dedicados a La Santa de Ávila, como son los conventos de Gracia, San José y la Encarnación, las iglesias de La Santa y de San Juan y en el Mercado Grande, en la estatua de Vassallo, situada a los pies de la Muralla.

 

‘Teresa ilumina Ávila’ ha sido un autentico festival de sensaciones que no ha dejado indiferente nadie y que ha dado a conocer a todos los que han disfrutado de ello de la Huella de Teresa a través de diferentes proyecciones de mapping, warping, y morphing en 1.800 metros cuadrados con 120.000 lumens de potencia y 60.000 vatios de sonido repartidos por esos seis lugares tan vinculados a la figura universal de Teresa.

 

En espectáculo se dividió entre los dos escenarios que realizaban diferentes pases con descansos entre medias de cada uno de ellos, que tuvieron lugar sobre las fachadas del convento de San José y en la iglesia de La Santa; y el resto, donde las proyecciones se hacían de forma continuada durante las dos horas y media de duración del evento, entre las 22,30 y las 01,00 horas.

 

En San José, primera Fundación de Santa Teresa de Jesús, se recreó de forma atrevida y espectacular el éxtasis de Santa Teresa, con espectáculos de unos 15 minutos de duración que pudieron disfrutarse con diferentes pases controlados para que la plaza no se llenara produciendo agobios entre los asistentes.

 

Algo similar a lo que se produjo en la plaza de la iglesia de La Santa, donde las proyecciones también tenían una duración similar, con descansos entre pase y pase, pero donde no fue necesario el corte del flujo de personas, debido a las mayores dimensiones de la plaza. De esta manera, en este lugar, donde nació Teresa hace casi 500 años, se volvió a vivir ese instante, así como la construcción de la actual iglesia, o imágenes y recordatorios de su peregrinaje por España.

 

En el resto de los puntos del recorrido de ‘Teresa ilumina Ávila’ las proyecciones eran continuas y recordaban a La Santa abulense de diferentes formas. Así, en el convento de Gracia se pudo contemplar una curiosa maquina de arte, daba a conocer las obras de arte que marcaron la vida de Teresa en ese lugar; en la iglesia de San Juan, en la fachada que da al Mercado Chico y en la torre, se pudo observar cómo la pila bautismal de Teresa emerge del interior para tomar toda el protagonismo; cómo también la escultura de La Santa de Vassallo, inaugurada por el papa Juan Pablo II, tomó color en una propuesta rompedora que acercó a los presentes a las múltiples caras de ese poliedro llamado Teresa: mística, andariega, doctora, literaria o mujer adelantada a su época, entre otras facetas; y, finalmente, en La Encarnación, tuvieron lugar proyecciones de alta potencia que permitieron ver el espectáculo desde cualquier punto de la zona norte de la ciudad.

 

Este impresionante espectáculo de luz y sonido ha servido además para abrir las puertas del V Centenario que se va a celebrar este año en la capital abulense, convirtiéndose así en el primero de los actos oficiales de las celebraciones de este importante año para los abulenses.