La nieve mantiene cortados 100 kilómetros de la A-67 en dos tramos de Cantabria y Palencia

El temporal de frío y viento mantiene cortados numerosos puertos y carreteras de la red principal y secundaria de carreteras. La A-67 ya está abierta hasta el límite con Cantabria y se mantiene la restricción sentido norte en el Km 103.

Cantabria es una de la comunidades más afectadas, donde permanece cortada la  autovía A-67 entre Arenas de Ciguña y Reinosa que afecta a 33 kilómetros. Esta misma vía se encuentra también cortada en Palencia en un tramo de 66 kilómetros entre Santillana de Campos hasta Herrera de Pisuerga, según información de la Dirección General de Tráfico (DGT) y Herrera de Pisuerga. En el mismo tramo también está cortada la nacional 611.

 

En Cantabria también permanece cortados al tráfico los puertos de Los Tornos, Pozazal y Escudo, además de San Glorio entre León y Cantabria; la N-623 en Los Pandos; la N-621 a la altura de Potes; la  CA-264 a la altura de Selaya; la carretera CA-265 a la altura de Arredondo; la carretera CA-261 a la altura de Alisas y la carretera CA-183 en Reinosa.

 

Entre Asturias y León permanece restringida la circulación de camiones en la AP-66 en dos tramos, en Caldas de Luna (León) y Campomanes (Asturias). También está cortada la AS-252 en Villoria.

 

En Burgos, está cortada la la nacional 623 en tres tramos (Cilleruelo de Bezana, Paramo de Masa y Quintanilla) y nacional 627 en Ubierna; la BU-704 a la altura de Villalomez; la CL-633 a la altura de Masa y la BU-504 en Zangandez.

 

En Zamora, está cortada la ZA-103 a la altura de Galende; en Ávila, la carretera AV-501 en Navalperal de Pinares; en Salamanca, la CP-003  en Candelario; en Soria, la CL-101 a la altura de Baraona y en Álava, está cortada carretera A-4302;

Noticias relacionadas