La NASA cazará un pequeño asteroide como paso para el viaje a Marte

El presidente Barack Obama quiere que la NASA comience a trabajar en la búsqueda de un pequeño asteroide que pueda ser remolcado para su estudio en una órbita cerca de la Luna, e incluso sea utilizado por los astronautas como un trampolín para una eventual misión a Marte.

El proyecto, que prevé que los astronautas podrían visitar alcanzar un asteroide hacia 2021, se incluye en el plan de Obama de gasto de 17.700 millones de dólares para la agencia espacial de los EE.UU. durante el año fiscal 2014.

Está concebido como una expansión de las iniciativas existentes para encontrar asteroides que pueden estar en curso de colisión con la Tierra, y los preparativos para una expedición humana a Marte en la década de 2030.

"Esta misión nos permite desarrollar mejor nuestra tecnología y sistemas para explorar más lejos de lo que jamás hayamos estado antes - a un asteroide y Marte - lugares que la humanidad ha soñado pero que no tenía esperanza alguna de alcanzar", dijo el administrador de la NASA, Charles Bolden, durante una conferencia telefónica. "Estamos en el umbral de ser capaces de decir a mis hijos y mis nietos que ya casi estamos allí", agregó.

En 2010, Obama propuso que la NASA prosiguiera el programa de la Estación Espacial Internacional con una misión tripulada a un asteroide en 2025. La agencia ha estado desarrollando una cápsula cohete de carga pesada y espacio profundo capaz de llevar astronautas más allá de la órbita alta de 400 kilómetros.

El sistema sería capaz de viajar a la Luna, los asteroides y eventualmente a Marte, el objetivo a largo plazo del programa espacial de EE.UU.

"Creo que la misión de recuperación de asteroides establece un lugar para que podamos ir", dijo el director del Centro Espacial Kennedy, Bob Cabana, en una conferencia telefónica separada. "Representa todo lo que hay que hacer en cuanto a desarrollo de las tecnologías y las habilidades que necesitamos para la exploración más allá de la Tierra."

LA BÚSQUEDA COMENZARÁ EN 2014

El plan de Obama fija una inversión de 105 millones de dólares para empezar a trabajar en la nueva misión en 2014, lo que implica la búsqueda de asteroides de 7 a 10 metros de ancho y la robótica precisa para remolcarlo hacia la Tierra hasta fijarlo en una órbita estable cerca de la luna.

Los astronautas a bordo de una cápsula Orion viajarían hasta el asteroide y traerían de vuelta muestras de suelo y roca para su análisis.

"El plan combina la ciencia de extraer en un asteroide, junto con el desarrollo de formas de desviarlo, además de proporcionar un lugar para desarrollar fórmulas para ir a Marte", dijo el senador Bill Nelson, demócrata de Florida, a los periodistas la semana pasada.

La NASA aún no ha estimado el costo total de la misión, pero espera que sea inferior a los 2.650 millones de dólares estimados el año pasado por el California Institute of Technology. La NASA también piensa asociarse con incipientes empresas espaciales mineras así como con los organismos interesados en la defensa planetaria.

"Obviamente estamos buscando todo tipo de intereses en esta misión del asteroide en términos de los tipos de aplicaciones científicas e industriales que podrían ser generados a partir de ella", dicen en la NASA.

El interés por los asteroides potencialmente amenazantes se ha disparado después de que un pequeño asteroide explotó sobre Chelyabinsk, Rusia, el 15 de febrero, rompiendo ventanas y dañando edificios. Cerca de 1.500 personas resultaron heridas por vidrios rotos y escombros.

El mismo día, otro asteroide mayor pasó a unos 27.680 kilómetros de la Tierra - más cerca que los satélites de televisión y comunicación que rodean el planeta.

Los incidentes han creado un imperativo de "desarrollar las técnicas y la tecnología que ayudará a disuadir o evitar que un asteroide u otro tipo de cuerpo impacte en la Tierra", dijo Bolden.