La lluvia impidió la salida de la Santa Cruz en la celebración del 475 aniversario del Patronato de la Vera Cruz

El presidente del Patronato de la Vera Cruz, Jesús Jiménez, anuncia la suspensión de salida. / Fotos: Antonio S. Sánchez

La Santa Cruz, imagen titular y fundacional del Ilustre Patronato de la Vera Cruz de Ávila, recientemente restaurada, no pudo salir ayer en procesión desde el ermita del Humilladero hasta la basílica de San Vicente con motivo del 475 aniversario de la cofradía a causa de la lluvia que caía sobre la capital abulense en torno a las 19,00 horas.

Tras una espera de aproximadamente unos veinte minutos, los cofrades presentes en la ermita del Humilladero, decidieron suspender la salida de la cruz en procesión, no así la marcha en sí, que sí que tuvo lugar liderada por el estandarte de la agrupación.

 

Para compensar la suspensión ante el numeroso público congregado en torno a la ermita, se decidió abrir las puertas de la ermita y escenificar una salida simbólica, por lo que los cofrades cogieron la imagen a hombros y acercaron la figura hasta la escalinata de entrada ante los aplausos de la gente. Tras esto la volvieron a meter dentro, donde se ha mantenido para ser venerada por todos aquellos fieles que lo desearan, y han anunciado que ya no saldrá de allí hasta las procesiones de Semana Santa.

 

La jornada festiva para la cofradía se completó con el programa previsto, de modo que se celebró en San Vicente una misa en acción de gracias con motivo del 475 aniversario de la constitución canónica del Ilustre Patronato de la Santa Vera Cruz, una eucaristía oficiada por el Obispo de Ávila, Monseñor Jesús García Burillo, para después regresar a su finalización a venerar la Cruz a la ermita del Humilladero.