La Junta dice que hay que cumplir las sentencias aunque reconoce que algunas dan "nausea y repugnancia"

José Antonio de Santiago-Juárez

El portavoz de la Junta de Castilla y León, José Antonio de Santiago-Juárez, ha explicado este jueves que hay que cumplir las sentencias si bien ha reconocido que en algunos casos dan "nausea y repugnancia" y se hace necesario "taparse la nariz".

De este modo se ha pronunciado el portavoz de la Junta a preguntas de los periodistas en la rueda de prensa posterior al Consejo de Gobierno una vez que la Audiencia de Burgos ha resuelto a favor de la excarcelación de Pedro Luis Gallego, conocido por el 'violador del ascensor' y condenado por la muerte y violación de las jóvenes Marta Obregón y Leticia Lebrato, que se hará efectiva en las próximas horas, según información facilitada por el Tribunal Superior de Justicia de Castilla y León.

El portavoz ha recordado que el fallo del Tribunal Europeo de Derechos Humanos que ha eliminado la aplicación de la 'doctrina Parot' no afecta sólo a Pedro Luis Gallego sino a otros condenados por diversos delitos y ha insistido una vez más en que cuando ya no cabe el recurso las sentencias hay que cumplirlas.

De Santiago-Juárez no ha ocultado en ningún momento esa "cierta nausea y repugnancia" ante algunos cumplimientos que obligan a "taparse la nariz".