La Junta acepta las alegaciones de Casavieja y Solosancho a la ordenación del territorio

Mapa

La administración regional ha aceptado dos de cinco alegaciones presentadas por los municipios abulenses al proyecto de ordenación del territorio. Así, la Junta de Castilla y León ha dividido la provincia de Ávila en 21 unidades. 

El borrador del Mapa de Unidades Básicas de Ordenación y Servicios del Territorio Rurales (UBOST) se ha sometido al trámite de participación a través del portal de Gobierno Abierto de la Junta de Castilla y León por un periodo de tres meses (de 1 de octubre a 31 de diciembre de 2015).

 

Durante este periodo han entrado 85 alegaciones y sugerencias directamente a través de la plataforma electrónica del portal de Gobierno Abierto (60 ciudadanos, 22 ayuntamientos, dos entidades privadas y un partido político –Podemos-).

 

Además, también se han remitido en papel a través de los registros, presentándolas en plazo antes del 31 de diciembre de 2015, numerosas alegaciones y sugerencias, que hemos incorporado al portal de Gobierno Abierto para conocimiento de todos los ciudadanos. Como ejemplo, respecto de la UBOST LERUR14 “La Maragatería” y sobre el mantenimiento de la Mancomunidad de la Cepeda, han alegado por papel la propia mancomunidad, dos municipios, 1.435 ciudadanos y una entidad asociativa.

 

Todas estas alegaciones y sugerencias han sido contestadas directamente a través del portal de Gobierno Abierto.

 

DATOS AGRUPADOS DE ALEGACIONES

Del análisis de estas sugerencias se pone de manifiesto que unas se refieren expresamente al borrador del mapa de UBOST, indicando la conveniencia o el deseo de cambiar algún municipio de la UBOST a la que inicialmente ha sido asignado y ubicarlo en otra UBOST, y otras tienen que ver con la configuración de las Mancomunidades, expresando, en la mayoría de los casos, el deseo de que determinadas UBOST se adapten en su extensión territorial a ciertas mancomunidades ya constituidas, con el fin de facilitar, en algunos casos, su futura conversión en Mancomunidades de Interés General Rurales. Asimismo, también se han recibido diversas alegaciones para modificar la denominación de las UBOST.

 

Todas las alegaciones recibidas son susceptibles de ser agrupadas según las distintas situaciones y zonas geográficas que se ven afectadas, lo que permite tener conocimiento de qué espacios o territorios de Castilla y León están afectados por las alegaciones, bien se refieran al mapa de las UBOST o bien se refieran a la configuración de mancomunidades. Ello nos permite estudiar cada zona concreta y cada situación, para intentar dar una solución individual a cada una de ellas, si es viable desde una perspectiva de eficacia en la prestación de los servicios públicos, y posible en su configuración desde un punto de vista legal.