La Junta, a la espera de confirmación para actuar en el caso del medicamento que provocó ceguera en cinco pacientes de Valladolid

Ojo pupila

En principio, podría tratarse de un lote en "malas condiciones" de un producto para la operación de desprendimiento de retina. También hay posibles casos en otros puntos de España y de Europa.

El director general de Salud Pública, Agustín Álvarez, ha señalado que la Administración está a la espera de contar con un informe pericial que confirme si cinco vallisoletanos han perdido visión por haberles tratado con un medicamento en “malas condiciones”.

 

Según ha explicado, durante una visita a Salamanca para participar en una reunión con técnicos sanitarios, la Junta “procederá” en las vías que sea necesario si se conforma que el producto en cuestión, usado en operaciones por desprendimiento de retina, ha provocado este “accidente lamentable”.

 

No obstante, en relación con el medicamento, ha indicado que se venía utilizando “desde hace mucho tiempo” en Castilla y León, en otros puntos de España y en distintos países como Francia o Alemania, de ahí que “todo a punta a que puede haber un lote en malas condiciones” y que haya podido ser el causante de la situación.

 

A nivel nacional ya se ha contabilizado más de un centenar de posibles casos y, en lo que respecta a Castilla y León, se han conocido cinco personas con posible “causa-efecto” del medicamento, ha indicado el director general de Salud Pública.

 

En concreto, Agustín Álvarez ha especificado que las cinco personas presuntamente afectadas fueron tratadas en Valladolid y que este mismo producto también estaba al servicio de dos centros en Salamanca, pero que ha podido retirarse antes de su utilización.